[metroimage ids=”38-60913,38-60914,38-60917,38-60919,38-60920,38-60925,38-60927,38-60930,38-60933,38-60935,38-60939,38-60942,38-60945,38-60947,38-60949,38-60951,38-60953,38-60956,38-60958,38-60961,38-60963,38-60964,38-60967,38-60969,38-60970,38-60973,38-60975,38-60976,38-60979,38-60981,38-60982,38-60984,38-60986,38-60988,38-60989,38-60991″ imagesize=”large”]

Nokia 3300: El primer MusicPhone (exitoso)

por

Bultoso y algo incómodo en el bolsillo... Pero un clásico de mil batallas. Hoy lo recordamos como se merece.

En este capítulo, tengo el agrado de presentar un gran teléfono, aquel que personalmente me trajo muchas alegrias y me hizo feliz por varios años, eso sin contar todas las historias que me invaden la cabeza con tan solo tenerlo en la mano.

El Nokia 3300 es un teléfono que en un principio no tuvo buena aceptación en Chile, principalmente por su alto precio y la imposibilidad de comprarlo con prepago, sin embargo el 2004 gracias a una gran oferta y remate (épico) de stock que hizo EntelPCS, muchos pudimos -me incluyo- adquirir este equipo con plan por sólo $20.000.

En ese entonces descrubrí esta gran maravilla hecha por Nokia, que me hizo ser un adicto a la música y me ayudó a sumergirme en el mundo del rock con el alto auspicio de Kazaa y Ares (#lol).  Escuchaba muchísima música envasada y también mucha radio. Para más remate las canciones que me gustaban las podía grabar ya que la aplicación de la Radio tiene la opción “Grabar desde una emisora”. En esos años estaba de moda un programa de la radio Rock & Pop que se llamaba El Portal Del Web. Todavía tengo en formato .AAC algunos capítulos.

Este gran equipo no sólo tiene la opción de grabar desde la radio, sino que también tiene una entrada auxiliar, lo cual permite enchufarlo incluso a la otros equipos. Recuerdo que en su tiempo, lo enchufaba a la TV y grababa los Grandes Pensadores de CQC. Todas las grandes maravillas, las podía hacer gracias a una generosa tarjeta de 64 MB (MMC) que venía en el bundle.

Lo genial es que la funcionalidad del equipo no sólo se limitaba a la música, sino que también aceptaba aplicaciones JavaMIDP 1.0, por lo que podía jugar al clásico juego llamado Bounce e instalar otras aplicaciones interesantes. Otro gran punto a favor de este equipo se lo llevaba su notable teclado full-qwerty, realmente era la envidia del colegio al poder escribir SMS a una velocidad asombrosa.

Lamentablemente, el equipo que ven en la foto está un poco deteriorado, esto principalmente porque se lo presté a alguien y esta persona se encargó de rayarlo y hasta quitarle el sticker de Nokia. Nunca presten sus equipos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ese sería el equipo de este capítulo de “Historia en Wayerless”… quedamos atentos a sus comentarios y si desean ver todas las caracterísitcas de este equipo pueden visitar la página de Nokia, quien respetuosamente aún lo tiene entre la galería de teléfonos.