Argentina: Protestas en redes sociales frenan debate sobre el Canon Digital

Argentina: Protestas en redes sociales frenan debate sobre el Canon Digital

El proyecto se volverá a debatir el 12 de julio.

El Canon Digital, para quienes no lo sepan, es un impuesto que se aplica a todos los medios electrónicos de almacenamiento (como DVDs, pendrives, discos duros, reproductores de MP3 – cualquier cosa que pueda guardar bits). Este impuesto fue declarado ilegal en la Unión Europea, aunque en España todavía se aplica, y ahora en Argentina al Senado se le ocurrió que sería una buena idea para sumar ingresos.

El proyecto de ley, que aumentaría los precios de las unidades de almacenamiento hasta un 75% extra, sería discutida por el Senado ayer. Sin embargo, en internet se desató una ola de protestas condenando la medida, incluyendo un ataque DDoS a la página de la Cámara Alta de parte de Anonymous.

Así, uno de los impulsores del proyecto, Miguel Pichetto, decidió suspender el debate del canon por el momento. “Hemos escuchado la multiplicidad de voces contrarias a esta iniciativa que se plasmaron recientemente en el ciberespacio”, señaló Pichetto en un comunicado.

Sin embargo, el senador aseguró que seguirá insistiendo en el proyecto, que se volverá a debatir próximamente. Según el parlamentario, la ley tiene un “sentido de justicia reparadora para el esfuerzo del artista respecto de su obra”.

La idea detrás de este impuesto es que los equipos para almacenar datos son, obviamente, utilizados para fines de piratería. O sea, uno no usa el disco duro para guardar las fotos de las vacaciones, sino que se asume que copiaste una película pirata, y por eso te cobran para compensar a los autores y artistas. Así, lo que se recaudara con el canon iría supuestamente a la Sociedad Argentina de Autores y Compositores de Música.

Otro de los problemas (además de asumir que todos somos piratas) es que, al subir los precios de los electrónicos, se aumenta la brecha digital, que no es menor en Argentina.

“Ayer un millón de tipos me dijeron de todo. Pero bueno, son las reglas del juego. Yo no les tengo ningún temor a las redes””, dijo Pichetto durante la sesión, quien ha seguido insistiendo en su apoyo al proyecto en su cuenta de Twitter.

De este modo, aunque las protestas lograron algo esta vez, el tema no está cerrado. Los parlamentarios acordaron volver a debatir el proyecto el próximo 12 de julio, aunque Pichetto indicó que se buscará “un equilibrio entre el derecho intelectual, y la evolución tecnológica y las demandas de los usuarios”.

No sé pero no me parece que los argentinos vayan a quedarse tranquilos con eso.

Links:
La presión en las redes sociales hizo caer la ley de canon digital (El Cronista)
No Al Canon en Argentina (Gracias Pablo S!)
Infografía: el canon de Pichetto y Giustiniani (Derecho a LEER)