[metroimage ids=”38-55432,38-55434,38-55435,38-55437,38-55439,38-55441,38-55444,38-55448,38-55450,38-55453,38-55455,38-55457,38-55460,38-55462,38-55463,38-55464,38-55465,38-55467,38-55468,38-55469,38-55471,38-55472,38-55474,38-55475,38-55476,38-55477″ imagesize=”large”]

Fight Night Champion [NB Labs]

¿Campeón mundial o knock-out en el primer asalto?

Cuando en la actualidad se habla de juegos de boxeo lo primero que viene a la mente es la franquicia Fight Night de Electronic Arts, ya sea por sus gráficas realistas, por su jugabilidad o por su roster de peleadores. Y para evitar caer en la monotonía, en la entrega más reciente la compañía decidió arriesgar realizando algunos cambios importantes a lo establecido.

En Fight Night Champion, título disponible en versiones para Xbox 360 y PS3, se ofrece un fuerte enfoque a la historia detrás del boxeador, además de un entorno mucho más realista, oscuro y brutal que pretende reflejar todo lo que se vive en este mundo que gira en torno al cuadrilátero.

Lo primero que llama la atención en relación a esta idea es que Fight Night Champion es el primer título de EA Sports en recibir la clasificación Mature, lo que nos habla de la crudeza presente en este juego deportivo. ¿Cambios para bien, o terminan arruinando la experiencia?

Un comienzo abrupto

Al insertar por primera ocasión el disco en tu consola, después de las pantallas de presentación te encontrarás con que estás derribado en la lona (esto considerando que el juego cuenta con vista en primera persona cuando estás noqueado), por lo que tendrás que mover los sticks análogicos para ponerte de pie y seguir con la pelea. Si, primero estarás con un gran signo de interrogación sobre tu cabeza pero no cabe duda que es una excelente forma de introducirte al modo Champion que es la historia principal del juego.

En el modo Champion te pondrás en el papel de André Bishop, hombre que en momentos sufrirá y en otros gozará de éxito, todo dentro de una historia perfectamente narrada a través de secuencias protagonizadas por situaciones y personajes típicos dentro del mundo pugilístico tales como promotores corruptos, entrenadores leales, poderosos boxeadores y por supuesto, la familia.

Este modo es sin duda un gran acierto y una bocanada de aire fresco para la franquicia, ya que cambia por completo esa idea de que un juego de boxeo son solamente peleas sin sentido al introducir escenarios diferentes como el tener que ganar peleas arregladas o simplemente el tener el deseo de ganar por el orgullo del personaje que controlas. Un guión muy bien escrito con momentos típicos de película hollywoodense.

Controlando el poder de tus puños

Una gran historia no serviría de nada sin un buen control, así que aquí es donde analizamos la parte fundamental de este título. En lo que respecta a jugabilidad, Fight Night Champion supera a sus predecesores al presentar un sistema de control con una sencilla curva de aprendizaje. El nuevo esquema denominado Full-Spectrum Punch Control aprovecha de mejor manera el stick derecho para tirar golpes, haciendo menos complicados los movimientos del sistema anterior Total-Punch Control. Ahora simplemente mueves el stick de una manera muy intuitiva para ver cómo el personaje en pantalla realiza lo que tenías en mente, sin dejar de mencionar que también tendrás la opción de utilizar los botones para golpear.

Esto funciona en combinación con botones dedicados exclusivamente a bloquear y esquivar, además de que en lugar del modificador “Haymaker” ahora un botón servirá para incrementar el poder de tus golpes, lo que en conjunto te impulsará a llevar una mejor estrategia de combate para saber cuando tener que cubrirte y cuando atacar. Esto de la estrategia es básico ya que la Inteligencia Artificial es bastante buena y requiere que cambies tu modo de pelear dependiendo del rival, lo que seguramente será del agrado de los que gustan de las buenas técnicas de boxeo.

La interfaz también ayuda a tener una experiencia más realista ya que al igual que títulos anteriores deja pocos elementos informativos en pantalla para mostrar las cosas más naturales como por ejemplo los daños en el rostro de los peleadores y los momentos donde se puede dar un knock-out, ya que la cámara cambia ligeramente su posición y se escucha una especie de zumbido que te indicará que puedes ser derribado o que puedes derribar al rival.

Diversidad en opciones de juego

Si te estabas preguntando si el modo Champion es el único incluido estás equivocado, ya que se incluye una amplia variedad de modalidades para satisfacer diferentes gustos. Entre los más destacados están las peleas rápidas en donde podrás elegir a un boxeador (ya sea del modo historia o de la vida real) y pelear contra el CPU o contra un amigo, el modo entrenamiento, el creador de boxeadores y el modo Legacy. Este último es el típico modo carrera que te permite crear desde cero a un personaje (modificando una amplia gama de opciones e incluso con la posibilidad de insertar tu rostro subiendo una fotografía al sitio web de EA) y llevarlo desde el anonimato hasta la cumbre de este deporte, pasando por entrenamientos y decenas de torneos.

Desafortunadamente en este apartado se encuentran -a título personal- los únicos puntos débiles de este juego ya parece algo ya muy visto y por momentos tedioso, principalmente al tener que entrenar repetitivamente y con peleas demasiado flojas al principio. Está bien que hay que ir subiendo el nivel pero después de comenzar con el modo Champion acá todo se siente muy lento.

Hablando de los boxeadores, se incluyen más de 50 de siete diferentes categorías incluyendo a Muhammad Ali, Julio César Chávez, Manny Pacquiao, Lennox Lewis, Mike Tyson, Sugar Ray Leonard, Carlos Monzon, Miguel Cotto y Oscar de la Hoya, además de que en el modo creador tendrás infinidad de opciones de edición que te permitirán cambiar todo el físico, el estilo de pelea, la ropa (que incluye marcas como Adidas, Everlast, Reebok y Air Jordan), tatuajes e incluso detalles de su presentación como los efectos y la la música al salir del vestidor rumbo al ring. También vale la pena mencionar que en el apartado Boxer Share es posible descargar creaciones de la comunidad, por lo que encontrarás a otros boxeadores no incluidos e incluso a personajes famosos que te permitirán realizar una pelea entre Rocky Balboa y Michael Jackson si así lo deseas.

Por supuesto el juego también cuenta con soporte para jugarse en línea, en donde podrás mostrar tus habilidades contra usuarios de todo el mundo, aunque cabe señalar que se hace uso del famoso Online Pass de EA que se incluye en las copias originales y se vende por separado para quienes adquieran el juego semi-nuevo. Los combates 1 a 1 (ya sea online o en la misma consola) son bastante divertidos, ya sea utilizando estrategia o peleando “a lo loco” ya que se presenta una sensación de que cualquier cosa puede suceder y de que cualquiera puede ganar en cualquier momento, elementos que mantienen en todo momento la expectativa. En línea también es posible crear un gimnasio e ingresar al de otros usuarios, con la posibilidad de ingresar a torneos representando a tu equipo al más puro estilo de los clanes, esta opción me pareció muy interesante y con mucho potencial para el futuro de la serie.

Sangre en alta definición

En lo que respecta a gráficos definitivamente hay que hacer mención honorífica ya que los personajes se ven bastante bien con todos sus detalles tales como sudor, golpes, cortadas, sangre y movimiento de la ropa. Además, los entornos complementan de forma perfecta las acciones para una presentación única que incluso incluye escenas de video real de un comentarista de ESPN que en modo de noticias ayuda a la narración de la historia. Igualmente se han mejorado apartados que anteriormente eran deficientes como el público, las edecanes que anuncian cada round y detalles durante el uso de la cámara lenta al recibir un golpe de knock-out. Un juego que se ve grandioso y es ideal para presumir tu pantalla HD.

Como conclusión tenemos que actualmente Fight Night Champion es libra por libra el mejor videojuego de boxeo, con un sistema de control completamente intuitivo y una amplia variedad de modalidades de juego que incluyen soporte para jugar en línea y el imperdible modo historia que por si solo vale el boleto, todo esto aderezado con gráficas espectaculares y un amplio roster de boxeadores a elegir. Debe estar en la colección de todos los fanáticos del pugilismo e igualmente es una opción interesante para los que gustan de los juegos de peleas.

Lo Imperdible:

  • Sistema de control refinado y totalmente intuitivo.
  • El Modo Champion es una excelente idea con una historia muy bien narrada.
  • Amplia variedad de modos de juego.
  • La cantidad de opciones del modo creador de boxeadores.
  • El realismo de las gráficas.
  • Las opciones de juego en línea, principalmente la de crear gimnasios virtuales.

Lo Impresentable:

  • El modo Legacy es más profundo que el Champion, pero por momentos se siente repetitivo y tedioso.
Excelente
…actualmente Fight Night Champion es, libra por libra, el mejor videojuego de boxeo. “