Así se trata a los adictos a los videojuegos en Corea del Sur

Así se trata a los adictos a los videojuegos en Corea del Sur

Corea del Sur es un país donde los videojuegos forman parte esencial de la vida de todo niño. Desde las competencias profesionales hasta los cientos de MMOs gratuitos, los gamers coreanos cuentan con tantas opciones que a veces se olvidan de que tienen una vida en el mundo real.

Para solucionar este problema y otros más serios como vandalismo, los muchachines pueden ser confinados a un entrenamiento militar el campamento Blue Dragon de Ansan, al sur de Seúl. Por un espacio de 14 días, los niños serán entrenados en condiciones extremas por marines retirados, quienes les sacarán hasta el último aliento en los distintos cursos de asalto.

Los asistentes no podrán tocar una computadora y podrán hablar máximo 1 hora por teléfono celular, de igual modo serán sometidos a terapias para fijar sus intereses en otra cosa que no sean videojuegos. Lo cierto es que si no salen traumados por tanta actividad extrema, seguro tendrán los conocimientos básicos para efectuar un asalto al estilo DE_Dust.

Link: (Photos) South Korean Boot Camps For Video Game Addicted Teens (via Isaak Kraft)