España: El Congreso aprobaría "por debajo de la mesa" la Ley Antidescargas

España: El Congreso aprobaría "por debajo de la mesa" la Ley Antidescargas

Anoche se filtró un supuesto plan, según el cual se aprobará la Ley el próximo martes 21 de diciembre, sin debate ni enmiendas

"Por debajo de la mesa" es una frase que utilizamos cuando una negociación o acción no es realizada en forma transparente o pública… Así aprobaría el Congreso español la Ley de Economía Sostenible, conocida también como “Ley Antidescargas” por su apartado referente a Internet y que incluye la posibilidad de realizar el cierre por vía administrativa de sitios web.

Anoche se filtró un supuesto plan, comentado en la web de Lainformación.com, según el cual el Gobierno de Zapatero busca que se apruebe la Ley (sin debates y sin enmiendas) antes de que finalice el año, para que la misma pueda comenzarse a aplicar a principios de 2011.

Esto deja claro que no existirá un debate sobre la polémica norma en el Congreso, ya que solo quedan un par de semanas para que se realice. Según comenta en su blog Enrique Dans, uno de los críticos españoles a la Ley Sinde con más influencia en internet, la aprobación se realizaría “por la puerta de atrás”, es decir, que:

En el Congreso se efectuaría una única reunión de la Comisión de Economía que, por competencia legislativa plena (votación únicamente de los miembros de la comisión), evitaría la discusión en la que podrían salir aspectos e inquietudes que pretendiesen modificarla”.

Esta información ha corrido en los medios digitales como pólvora, ya que la próxima semana (el martes 21) podríamos sufrir una particular y desagradable sorpresa al ver cómo la Ley en cuestión se aprueba sin las discusiones propias de su envergadura.

Y es que vale destacar que no es el procedimiento normal de una ley con tal trascendencia. Lo normal es que se discuta para que se puedan incorporar modificaciones, discusión que puede tardar semanas e incluso mesas, y luego de acordados los cambios, es que se procede a la votación en pleno.

Negociaciones “silenciosas”

Fuentes parlamentarias aseguran que desde el Ministerio de Economía se ha mantenido una intensa negociación con CiU (Convergencia y Unión, una asociación de los partidos nacionalistas catales) y PNV (Partido Nacionalista Vasco) para sacar adelante esta ley y buena parte de las enmiendas que defienden estos grupos, según reseña LaInformación.com.

Sin embargo, precisamente los nacionalistas vascos y catalanes son los que no han presentado ninguna enmienda para modificar la disposición adicional segunda de la Ley de Economía Sostenible, que es la que establece el cierre de sitios web. Quienes sí lo han hecho son los grupos minoritarios de izquierda y el Partido Popular (derecha).

Por su parte, fuentes del Grupo Nacionalista Vasco, citadas por LaInformación.com, aseguran que se opondrán a que la llamada “Ley Sinde” salga del Congreso tal y como la ha planteado el Gobierno, por lo que podrían apoyar alguna de las otras enmiendas o presentar alguna transaccional. El CIU también habría expresado su intención de mejorar el texto… Pero todo depende de cómo trascurran las negociaciones de aquí al martes, cuando se efectuaría la discusión en el Congreso.

Decepción tras decepción

Hace un par de semanas, tras las filtraciones de Wikileaks, quedó en entredicho la autoría española sobre la Ley de Economía Sostenible. El hambre desmedido por “proteger” los derechos de autor, no tendría su origen en mentes españolas ni habría surgido para proteger intereses de la nación, sino por mandato expreso de los Estados Unidos.

Según los cables de Wikileaks referidos a la propiedad intelectual, Washington habría amenazado a Madrid con incluirle en la “lista negra” de países que no luchan contra la piratería, y por esto, el Gobierno de Zapatero se habría “puesto las pilas” para inventarse una Ley que justificara las sanciones al libre intercambio de materiales: La Ley Antidescargas.

Lejos están entonces los intereses nacionales en la también llamada Ley Sinde, por el apellido de una de sus principales promotoras, la ministra de cultura española Ángeles González-Sinde. Menuda decepción para los españoles, como si no fuera bastante el hecho de sentirse para nada escuchados ni consultados al respecto, por quiénes dicen ser “los representantes del pueblo”.

Rechazo ciudadano

Los políticos son conscientes del rechazo ciudadano a la Ley Sinde. No han sido pocos los esfuerzos: Correos electrónicos masivos, llamadas telefónicas a los miembros del Parlamento para expresar los argumentos de quienes se oponen a la Ley en cuestión, y aún así, la estocada final podría estar por llegar justo antes de las vacaciones de Navidad.

La verdad, no sorprende tanto que se tenga previsto este supuesto plan filtrado que reseña Lainformación.com. Recordemos que el Gobierno de Zapatero implementó importantes medidas económicas como el aumento del IVA o la reducción de los sueldos a funcionarios justo antes de las vacaciones de Verano, cuando los ciudadanos están más "distraídos"… No sería extraño que usen la distracción de la Navidad para darnos este “regalito”, ¿no?

Lo que sí impresiona aún es que luego de filtrados los cables de Wikileaks este sea el siguiente paso. Impresiona saber que los políticos españoles serían capaces de apoyar esta Ley que defiende los intereses norteamericanos por encima de los derechos propios de los ciudadanos españoles, así, sin mayores remordimientos.

Tendremos que esperar hasta el martes a ver qué sucede. Honestamente, no termino de comprender, por qué un tema tan polémico y delicado como ha resultado este, con las numerosas evidencias de rechazo colectivo ciudadano, pueda terminar con imposiciones de este tipo. Una Ley así debería someterse a una consulta popular, ¿no les parece?

Links:
El Congreso aprobará de forma exprés la ‘Ley Sinde’ (La Información)
La Ley Sinde por la puerta de atrás (Blog de Enrique Dans)