Medal of Honor necesita vender 3 millones para tener secuela

Medal of Honor necesita vender 3 millones para tener secuela

El regreso de Medal of Honor en formato guerra moderna tiene a mucha gente expectante, sobre todo a aquellos que quieran una alternativa a Modern Warfare 2 o Battlefield. Personalmente, la beta no me terminó de convencer, y comentando con otras personas al respecto, mas o menos concordamos en lo mismo. No me he dedicado a recopilar datos sobre la opinión general de la masa gamer, pero en lo poco que he leído al respecto, hay bastante crítica mezclada.

Esto último, a cuento de las palabras del Productor Ejecutivo de Medal of Honor, Greg Goodrich: Medal of Honor necesita vender al menos 3 millones de copias para asegurar una secuela. Tal vez no sea tanto, considerando que saldrá en tres plataformas y que el nombre va a jugar bastante a favor; diferente sería el caso si fuera una marca nueva.

El tema de fondo pasa porque, a día de hoy, anunciar una secuela es sinónimo de éxito. Con los presupuestos actuales, vender 1 millón de copias en un juego AAA no asegura rentabilidad (el comentado caso de Heavenly Sword); por lo mismo, para las editoras una secuela es prácticamente decirle al mundo “hey, nuestro juego fue exitoso, tuvo aceptación, se vendió mucho, vamos a hacer otro!”.

No es tan fácil anticipar lo que podría pasar con Medal of Honor. Por un lado, está la maquinaria de marketing que seguramente en Estados Unidos (principal consumidor de shooters del mundo) va a ser fuerte, ya que el guión del juego, aunque ficticio, está basado en hechos recientes y dolorosos para esa nación. Sin embargo, el reciente retiro de las tropas de Irak empezó a marcar el fin de una guerra bastante cansadora a ojos de la opinión pública, por lo que revisitar dicho escenario no me parece que sea un punto a favor.

Eso por un lado; por el otro, tiene que pelear contra un Call of Duty -palabras mayores en cuanto a base de jugadores asentada- que va a ofrecer una ambientación inédita en el género, y que además va a relatar eventos históricos que ya son parte del folklore del país.

A tono de lo que se vió en la beta, llegar a los tres millones no va a ser tan sencillo.

Link: War Games (New York Times)