Por el puro gusto de ser mafioso

 

Ser un gangster no tiene nada que ver con el hip hop y cadenas de oro, hubo un tiempo en que el honor se imponía, en donde usar sombrero era tan indispensable como las visitas al Cotton Club y el maletero servía para todo, menos para llevar maletas.

Lamentablemente la guerra cambió todo y con el paso de los años fue necesario evolucionar esta honorable profesión. Fue en ese momento en que Vito Scaletta se enfrentó a la interrogante de continuar con una vida pobre pero honrada o dejarse seducir por el dinero fácil y las mujeres.

Así comienza la aventura en Mafia II, la nueva entrega de 2K Games que nos promete una experiencia diferente a lo que estamos acostumbrados. Mafia II no intenta ser un GTA ambientado en los cincuenta y qué bueno, ya que a nadie le interesa apagar incendios o repartir pizzas mientras hacemos el trabajo sucio.

Mafia II es un shooter en tercera persona donde el objetivo es cumplir una serie de misiones con Vito mientras avanzamos en nuestra carrera criminal. Para lograrlo tenemos un arsenal de la época en el que encontramos pistolas, escopetas, ametralladoras Thompson y mi favorita, la Magnum calibre .44.

La historia de Mafia II se centra en la vida de Vito Scaletta, un inmigrante italiano que aterriza en Empire Bay después de su aventura en la Segunda Guerra Mundial. La crisis por la guerra y la gran depresión se sienten todavía en Estados Unidos y pronto Vito se da cuenta que el único trabajo que le rendirá frutos es el crímen.

Empire Bay es una ciudad viva, gente camina por las calles y se detiene a platicar de cosas sin importancia. Los autos circulan a una velocidad endemoniadamente lenta, siguiendo las reglas impuestas por policías que realizan rondas a pie o en la patrulla. Todo el entorno sirve para darte cuenta que no perteneces a esta sociedad y es necesario romper las reglas para sobresalir.

Historia de primera

A diferencia de otros juegos sandbox donde tienes una misión principal y sub-misiones, Mafia II enfoca todos los recursos a la historia. Cada día Vito tendrá que cumplir una o más misiones para escalar en la familia mafiosa, esto significa que el juego es lineal y no hay modo de cambiarlo mas que con las misiones alternas del Contenido Descargable.

La apuesta de 2K es interesante, ya que decidieron enfocarse en una sola cosa en lugar de andar divagando con miles de actividades que terminan aburriendo al jugador. Cuando vimos el juego por primera vez, los desarrolladores nos comentaron que el objetivo del juego era que el usuario se pusiera en el papel de Vito y viviera la aventura de ser un mafioso, no que terminara repartiendo pizzas o rescatando gatos.

Para cumplir con esto, Mafia II ha puesto atención al más mínimo detalle en la historia, la cual es contada con cinemáticas usando el motor de juego y se vale de ángulos de cámara para agregar mayor dramatismo. Si tuviera que hacer una comparación, tal vez sería Kane & Lynch 2 ya que utilizan un concepto similar de cámara para contar la aventura.

Las reuniones se llevan a cabo en lugares llenos de detalle, por ejemplo un restaurante con decoración de la época o una sala con sillones de piel ocupados por mafiosos veteranos que imponen respeto. Todo esto ayuda al jugador a sentirse identificado y clavarse de lleno en la historia, poniendo atención a los diálogos o las expresiones de tus aliados y futuros enemigos.

Pero lo importante de Mafia II no es ver sino jugar la historia, para eso tendrás que moverte por diversos lugares de Empire Bay y así cumplir con las misiones que se te asignan. La ciudad mide unos 16 kilómetros cuadrados y tendrás que hacerte de un buen auto si es que deseas llegar a tiempo.

Moviéndote por Empire Bay

En Mafia II, al igual que en otros juegos del estilo, puedes robar autos y desplazarte por la ciudad, el problema es que la mayoría son tan lentos que terminarás por asquearte y regresando a uno de los modelos que conseguiste en “X” parte del juego. Los desarrolladores dijeron que la idea no era andar por ahí robando lo que se antojara, sino hacerte de un buen auto y mantenerlo para poder moverte en los distintos capítulos.

Curiosamente esto es lo que terminarás haciendo, así que procura manejar con cuidado para no dañar tu auto ya que cada entrada al taller tiene un costo y el daño es proporcional a la cantidad de billetes que tendrás que desembolsar para repararlo. A medida que avances te darás cuenta que necesitas un modelo más potente, afortunadamente hay momentos en la historia donde puedes quedarte con los autos de tus enemigos.

Las misiones en Mafia II no son cosa del otro mundo, de hecho son tan convencionales que han sido criticadas por más de la mitad de la prensa. A grandes rasgos el juego es un simple shooter en tercera persona en donde tendrás que cubrirte y disparar para eliminar a tu oponente. Dependiendo de donde le dispares será la reacción así que procura atinarle a la cabeza si no quieres que los tiroteos duren horas.

Los niveles han sido construidos de modo que haya muchas zonas donde cubrirse o caminos para emboscar al enemigo por los lados. La IA cumple, de hecho se vale de los típicos clichés como aquel en donde el mafioso grita y descarga todo el cargador de la Thompson. No está de más decirte que tendrás que permanecer cubierto y esperar el momento justo para llenarlo de plomo.

La mayoría de misiones se llevan a cabo en lugares específicos y rara vez vemos acción en las calles de Empire Bay. Tal vez esta zona es destinada para burlarse de la policía al conducir como loco o chocarlos por detrás. Aquí entra un sistema típico de causa vs efecto: Si conduces rápido o chocas, te arrestan, si matas a un policía, harán lo posible por desaparecerte.

Detalles flojos y polémica

La policía es el punto más flojo de Mafia II ya que puedes matar a medio batallón afuera de tu casa y solo necesitas entrar a cambiar tu vestuario para evitar que te arresten. Lo mismo pasa con el auto, donde necesitarás cambiar la placa o te perseguirán en cuanto te vean. Hay misiones donde te moverás como loco disparando en tu auto por las calles, curiosamente no habrá policía alguno que te lo impida.

Siguiendo con los detalles flojos, algo que no termina por convencerme es el hecho de tener que regresar a dormir al apartamento después de acabar la misión. Esto es indispensable para seguir avanzando en la historia, sin embargo se vuelve tedioso cuando las misiones están al otro lado de la ciudad. Si 2K no planeaba meter misiones alternas para darle variedad, bien pudieron diseñar un sistema para finalizar la misión o de plano hacer la ciudad más pequeña.

Pasando a la parte polémica tenemos el nivel de detalle gráfico. Aquí tuve oportunidad de probar Mafia II en las tres plataformas y sin duda alguna la recomendación es adquirirlo para PC. La versión más pobre es la del PlayStation 3, donde se ha sacrificado detalle como pasto, calidad de texturas y resolución.

La de 360 es ligeramente mejor pero la de PC sobresale del resto con apartados como la física o calidad de modelos. En otros juegos sandbox este apartado puede pasar desapercibido, sin embargo en Mafia II el enfoque es la historia y el modo como se cuenta, por lo cual las gráficas ayudan a cimentar la experiencia.

El sonido es otra parte clave para asegurar el realismo, para esto Mafia II se valió de un soundtrack bastante amplio el cual evoluciona con la historia. Dependiendo en la época que te encuentres es lo que escucharás en la radio, por ejemplo al inicio del juego (los 40s) hay mucho Jazz, R&B y anuncios de cómo los aliados propinan golpes a los alemanes en la guerra. Entrados los cincuenta escucharás a Chuck Berry y otros artistas tocando Rock and Roll.

Conclusión

Mafia II es una experiencia placentera, un juego que apuesta por la historia y hace hasta lo imposible para mantener al jugador pegado al control. El único problema es que una vez que lo terminas hay poco por hacer. Si, tenemos cosas por desbloquear como ejemplares de Playboy o carteles, sin embargo creo que el plato fuerte que le dará continuidad será el Contenido Descargable.

No hay misiones alternas ni multijugador, sion embargo hay que recordar que Mafia II no es un GTA o Saints Row y es un error juzgarlo como tal. Parece que en estos días los juegos se califican por la cantidad de modalidades que ofrecen, no importando si están bien ejecutadas.

Mafia II cumple en lo que propone con una buena historia y una gama de opciones que ayudan a construir la experiencia. Tiene detalles negativos como el tamaño de la ciudad o el obligado desplazamiento a casa para cerrar el día, sin embargo no son tan tediosos como para joderte la vida y terminar aventando el juego al rincón.

Nuestra recomendación es la versión de PC ya que es donde encontrarás mayor nivel de detalle. Si no tienes buen equipo para sacarle provecho entonces tu opción es Xbox 360 o PS3 (en ese orden).

Lo imperdible:

  • Buen manejo de la historia
  • Atención al detalle en cada elemento del escenario
  • Uso de distintas tomas para las cinemáticas
  • El bar y la prisión

Lo impresentable:

  • Empire Bay es tan grande que se vuelve tedioso desplazarte
  • Lo rápido que evades a la policía
  • Cuidar de tu auto puede resultar un problema si manejas como loco
  • La cámara en el combate cuerpo a cuerpo a veces nos juega en contra
Notable
… Mafia II se preocupa por contar una buena historia sin tratar de seguir la fórmula establecida.”