Científicos dicen que muchos juguetes electrónicos hacen mal para el cerebro

Científicos dicen que muchos juguetes electrónicos hacen mal para el cerebro

por

Y te ponen tonto

Sin duda vivimos en un mundo muy diferente al de 20 o 30 años atrás, pues hoy en día tenemos todo tipo de elementos tecnológicos que nos mantienen conectados y entretenidos a toda hora: smartphones, notebooks, reproductores multimedia e incluso tablets. Resulta que según los científicos, mantener la cabeza ocupada todo el tiempo sin descanso sería perjudicial principalmente para la memoria, lo cual explica que la mayoría de los jóvenes nativos digitales sean tan “cabeza de pollo” (refiérase a alquien que tiene mala memoria).

Pasa que el cerebro recibe información a toda hora, y cuando llega el momento de descansar y asentar los nuevos conocimientos, nosotros no lo permitimos al usar permanentemente gadgets tecnológicos que mantienen nuestra mente pendiente de algo sin parar.

Con esto se ve perjudicada nuestra capacidad de memorizar, de aprender mejor y de crear nuevas ideas, ya que no dejamos que haga su labor la parte del cerebro que solidifica y deja permanentes lo que aprendemos, algo que definitivamente no es algo bueno.

Pasa que según experimentos en ratas (para variar), al darles estímulos y experiencias nuevas sus cerebros presentan alta actividad, que sería cuando están aprendiendo algo. Si se les deja descansar y hacer permanentes estos datos, es decir, entrar a un período de baja actividad cerebral, la rata aprende mejor que la que no descansa. Y según los hombres de capa blanca, el cerebro humano no funcionaría de manera muy diferente.

Así que para prevenir esto lo que hay que hacer es descansar la mente cada cierto tiempo, o después de un período de aprendizaje denso. Esto significa alejarse de cualquier estímulo que mantenga nuestra mente atenta, como la música, los smartphones, los notebooks e incluso una jornada de televisión en la cama tomando té, lo cual en realidad no ayuda a relajar la mente.

Link: Digital Devices Deprive Brain of Needed Downtime (The New York Times vía Neowin)