Los 5 peores y mejores videojuegos basados en comics [NB Ranquin]

Los 5 peores y mejores videojuegos basados en comics [NB Ranquin]

La Comic-Con 2010 nos trae buenos y malos recuerdos

Amo el olor de los comics por la mañana; recién saliditos de imprenta aún con ese olor tan químico de las tintas. Pero también amo el olor de los videojuegos por la mañana; el plástico protegido por el celofán empaquetado. Pero cuando estos dos mundos colisionan, puede haber cosas buenas o malas… muy, muy malas.

En honor a la San Diego Comic-Con 2010, que tendrá abiertas sus puertas desde hoy y hasta el Domingo 25 de Julio, en Niubie decidimos armar una lista de los cinco mejores videojuegos basados en comics, pero también de los cinco peores ejemplos bastardos de esta unión.

Los peores

5. Fantastic Four: Rise of the Silver Surfer

Desde antes de insertar el disco a la consola, este juego llevaba todas las de perder: Está basado en una película de verano y no en una muy buena, por cierto. El juego te limita el uso de poderes, intenta y falla miserablemente en implementar elementos de combate vistos en X-Men Legends sin dejar de ser un juego de acción, las graficas son mediocres y sin chiste, y por si fuera poco, es repetitivo hasta el hartazgo. Quien haya aprobado este título se merece una buena patada en el trasero.

4. Marvel Nemesis: Rise of the Imperfect

¿Una buena idea mal ejecutada? He aquí uno de los mejores ejemplos. La colaboración de Marvel y Electronic Arts se antojaba suculenta. Jae Lee, ganador del Premio Eisner, se encargaría de los diseños de personajes. Una miniserie de seis números relataría los sucesos previos al juego e introduciría formalmente a The Imperfects. Pero el título de peleas resultó ser soso, poco imaginativo, complicado en sus controles y con un reducido número de paleadores. Agrégale una pizca de glitches y personajes que sólo se pueden desbloquear a través del restrictivo modo de historia y tenemos la receta del fracaso.

3. Aquaman: Battle for Atlantis

¿Aquaman? ¿En serio, DC? Tienes a Green Lanter, Flash, Wonder Woman, Captain Marvel… ¿y lo mejor que se te ocurrió fue Arthur Curry? ¿Cuánto te pagó TDK por esa licencia? Este juego, desarrollado por Lucky Chicken Games (es en serio, no te rías), nos pone en control del Rey de Atlantis en su versión pirañas-me-comieron-la-mano-y-ahora-uso-un-arpón. ¿Quieren que siga? El juego es aburrido, los personajes están pésimamente diseñados y las animaciones son risibles.

No me importa cuánto ames al personajes, los argumentos que hagas explicando lo chingón que es, ni el número de razones por las que se merecen estar en la alineación principal de la JLA en lugar de Plastic Man; este juego apesta a pescado podrido y no hay razón válida para que lo hayas comprarlo. Deja tus comics en la entrada y no vuelvas. Gracias.

2. Justice League Task Force

De los videojuegos de peleas basados en comics éste debe de ser el peor de todos. Con tan sólo nueve personajes – Aquaman es uno de ellos –, Justice League Task Force pretendía aprovechar el éxito que tenían los juegos de peleas a mediados de los 90s, pero como se lo han de imaginar, fracasó rotundamente. El sistema de combate apenas existe, los bugs pululan por doquier, hay ataques que bajan el 75% de tu vida, los colores de los peleadores cambian a mitad del combate y las gráficas muy apenas cumplen con el mínimo requerido. ¿Sabes quién lo desarrolló? Blizzard. ¿Dónde está tu dios ahora?

1. Superman 64

Ugh. Creo que está más que claro que muchos videojuegos de Superman, por no decir que casi todos, son malos, pero éste es el peor. Tiene una historia rebuscada para limitar los casi ilimitados poderes del Último Hijo de Kriptón, como el estúpido requerimiento de volar a través de anillos suspendidos en el aire. Sí, el Hombre de Acero reducido a un delfín de parque acuático.

Los controles son pésimos, qué digo pésimos, son prácticamente inexistentes. Conducir a Superman durante su vuelo es tan fácil como enhebrar una aguja mientras te lanzas de un bungee. No veo el punto de tocar las gráficas después de mencionar que el título es prácticamente injugable, pero bueh. El diseño visual del juego es una patada en la ingle; Superman está construido con polígonos que podría contar con los dedos de una mano. Los colores son pálidos y las estructuras planas.

Sin duda, Superman 64 siempre será recordado como uno de los peores videojuegos de toda la historia, ahí juntito a E.T. del Atari.

Los mejores

5. Spider-Man 2

Siempre hay excepciones a las reglas, y para la de “Los videojuegos basados en películas son malos”, Spider-Man 2, desarrollado por Treyarch, es una de esas excepciones. El juego sigue ligeramente la historia de la cinta, pero te da la liberta de explorar Manhattan cómo sólo el trepaparedes podría hacerlo. Tobey Maguire (Spidey), Kirsten Dunst (MJ) y Alfred Molina (Doc Ock) prestan sus voces para interpretar a sus personajes de la película, pero también aparecen otros personajes de las historietas, como Black Cat, Mysterio, Rhino y Shocker. Para ponerlo en pocas y míseras, es como un Grand Theft Auto con el arácnido.

4. Teenage Mutant Ninja Turtles

No, no me refiero al de NES, hablo del primer juego de las Tortugas para las maquinitas, un beat’em up de cuatro jugadores que te enfrentaba al Foot Clan y los enemigos más característicos del cuarteto ninja.

El estilo gráfico era muy llamativo, inspirado en la serie de televisión, y hacía lucir los distintos escenarios, que iban desde las calles de Nueva York y sus alcantarillas, hasta un recorrido en patineta y el mismísimo Technodrome. El juego era divertido jugando sólo, pero cuando se armaba el equipo de cuatro era lo mejor. Me gasté muchísima lana en esa maquinita, pero valió cada centavo.

3. Marvel vs. Capcom 2: New Age of Heroes

Combos, súper saltos, asistencias, 56 personajes a escoger, acción desenfrenada. Ya sea en maquinita o en consolas, MvC2 fue uno de los juegos de pelas que más atrajo jugadores. Lo más impresionante de todo es que no tenías que jugarlo para disfrutarlo, pues la espectacularidad de los golpes y especiales atraían a cualquier mirón. Además, la selección de personajes era impresionante, desde los clásicos y obligados, hasta los más obscuros y olvidados. Se aproxima MvC3, y todo parece indicar que va por buen camino.

2. X-Men Origins: Wolverine

Raven Softwaren quería hacer el mejor videojuego basado en un personaje de comics y casi lo lograron. Aunque porta el nombre de la película (pésima, por cierto), el juego no fue creado para publicitarla, pues el estudio llevaba desarrollándolo desde tiempo atrás. Al tener como personaje central al Wolverine, lo lógico era que fuera un juego de acción, y vaya que si la tiene.

El factor de curación de Logan fue incorporado ingeniosamente al adoptar un sistema de escudo similar al de Halo, donde éste se desgasta con los golpes pero se regenera mientras estés a salvo. Los daños en Wolverine se pueden notar al revelar piel, músculos e inclusive su esqueleto recubierto de adamantium. Tiene un buen diseño de niveles, el sistema de combate cuenta con gran variedad y tiene peleas memorables, como esa del Centinela.

Una cosa sí es segura: Ningún medio audiovisual ha mostrado lo peligrosas y brutales que pueden ser las garras de Wolverine como este juego.

1. Batman: Arkham Asylum

A un lado fanboys, aquí viene su majestad. Batman: Arkham Asylum, desarrollado por Rocksteady Studios, no sólo es el mejor título basado en un cómic, es un de lo mejor videojuegos de 2009. Tiene una historia interesante, plasma al Hombre Murciélago como lo hemos leído en las historietas, aparecen los villanos más icónicos y, la cereza en el pastel, tiene las voces de Kevin Conroy como Batman, Mark Hamil como The Joker y Arleen Sorkin como Harley Quinn, los mismos que participaron en la famosa caricatura de los 90s.

El juego nos permite usar muchos de los gadgets de Batman, como el batarang y la grappling gun, por mencionar algunos, y los puedes implementar para escabullirte entre los maleantes y sorprenderlos desde las sombras. Pero si hay algo que el juego ejecuta a la perfección, es el sistema de combate. La animación, los golpes, los agarres, el uso de la capa… las peleas se ven como la imaginamos en nuestra mente si Batman realmente existiera, pues a pesar de los saltos y movimientos sorpresivos el Caballero de la Noche parece inamovible.

La secuela ya está anunciada, así que ahora entenderás porqué estamos tan ansiosos de tenerla en nuestras manos.