La batería más poderosa del mundo

La batería más poderosa del mundo

Un grupo de investigadores en Washington –encabezados por el profesor Choong-Shik Yoo– está haciendo pruebas para crear una fuente de energía compacta, sumamente poderosa.

Esta “super batería” obtiene su abundante energía de la contención de cristales de difluoruro de Xenón (XeF2) dentro de una celda de tan sólo 5 x 7,5 centímetros, dentro de la cual el material es presionado por dos “yunques” de diamante. La presión generada dentro de dicha celda es comparable a la que hay a mitad de camino al centro de la tierra, algo así como un millón de Atmósferas o 100 GPa.

El difluoruro de Xenón, que en condiciones normales es un aislante bidimensional, a medida que es sometido a altas presiones se convierte primero en un semiconductor bidimensional, y a medida que la presión aumenta,  en una sustancia de estructura tridimensional metálica. En el intertanto, las moléculas son forzadas a estar más cerca entre sí. La energía mecánica del proceso de compresión se transforma en energía química acumulada en los enlaces moleculares.

El profesor Choong-Shik Yoo describe este descubrimiento como “la forma de energía almacenada más poderosa, aparte de la energía nuclear”. Adicionalmente, el paso de aislante a semiconductor y luego a estructura metálica puede ofrecer otras aplicaciones, como la de superconductor, elemento super oxidante destructor de agentes químicos y biológicos, además de una nueva, poderosa y durable fuente de energía.

Una de las preguntas que nos surge es… ¿Cómo aprovechar la inmensa cantidad de energía que hay dentro de la celda? Mientras se mantenga ahí almacenada es sólo un gran potencial pero no una verdadera fuente utilizable. La otra pregunta es incluso más importante: ¿Será tan poderosa como la fuente de energía de Zurg?

Link: Two- and three-dimensional extended solids and metallization of compressed XeF2 (vía io9)