logo
 /
Ciencia 10/04/2010

Australophitecus Sediba: Un nuevo homínido llega a casa

[metroimage ids=”38-130022″ imagesize=”large”]

Recientemente han sido descubiertos dos esqueletos parciales de una nueva especie en el árbol de la evolución humana.

Estos seres habrían vivido hace cerca de dos millones de años atrás, distinguiéndose del Australophitecus Afarensis por rasgos faciales mucho más humanos, una mayor estatura, dedos más cortos, dientes más pequeños y una pelvis mucho más avanzado.

Las excavaciones en Sudáfrica, indican que los esqueletos encontrados corresponden a un macho de 10 a 13 años y una mujer de entre 20 y 30 años, que cayeron a una cueva al buscar agua, y que como producto de la caída recibieron heridas mortales.

El nombre de Australophitecus Sediba proviene del vocablo en Sotho para manantial, pero ya hay quienes afirman que podría tener un doble significado (algo similar ya ha ocurrido con Lucy), dado su parecido a la palabra Sebida en Sumerio, que alude s un pecado religioso que desata la ira de los dioses y mancha el alma. De modo que podría haber un mensaje oculto relativo a la guerra santa entre la ciencia evolutiva y los creacionistas.

Cabe destacar que, el Dr. Lee Berger, quien es uno de los líderes de equipo en esta investigación, se niega a llamar al Australophitecus Sediba como el eslabón perdido, por considerar que tal denominación es arcaica y no se condice con el real proceso evolutivo hacia un antepasado común y no a una cadena lineal. Sin embargo, estamos claramente frente a un tipo de homínido que no habíamos visto antes y que nos da nuevas ideas y confirma algunas teorías en cuanto a cómo ha funcionado la evolución humana.

Para quienes deseen profundizar en el tema, pueden ver éste y éste paper relativo al tema en cuestión.

Link: Ancient skeletal remains shed new light on evolution (CNN)