Aparatos electrónicos nos invitan a espiar Aparatos electrónicos nos invitan a espiar

Yo te espío. Tu me espías. Nos espiamos.

Aparatos electrónicos nos invitan a espiar

por

Yo te espío. Tu me espías. Nos espiamos.

Gracias a lo ocurrido con Tiger Woods, el sexting (mensajes de texto subidos de tono) ha estado de moda en los medios últimamente. De hecho, el New York Times cataloga esta práctica como la “nueva mancha de labial en la camisa” ya que el fácil acceso al celular o computador de tu pareja pueden echar al agua a un infiel.

¿Molina? ¿Quién es Molina?

¿Cuantos han caído en la tentación de revisar los mensajes en un celular olvidado o darle un vistazo al mail del despistado/despistada que olvidó cerrar sesión? Esto es precisamente lo que trató de esclarecer un estudio del sitio Retrevo, contando con un universo de 1000 participantes en EEUU. El análisis de los datos arrojó que el 33% de las mujeres y el 30% de los hombres encuestados admitió revisar el historial de llamadas o el correo electrónico de su pareja sin que esta lo supiera.

La desconfianza también ocurre con gente que está recién saliendo, donde un 38% de menores de 25 años admite haber dado una miradita al correo o al celular de vez en cuando (y un 10% descubriendo con ojos vidriosos y espuma en la boca una infidelidad) como muestra este gráfico:

La gente casada no se queda atrás, con un 36% admitiendo este espionaje (aunque solo un 3% del grupo descubrió que en la esquina le decían el venado, el venado ser engañado/engañada):


En conclusión, si andas en malos pasos nunca despegues tus ojos del celular y ocupa contraseñas inviolables como macoy123 en tu email si no quieres terminar durmiendo en el sofá.

Link: Lovers Admit Spying On Partners’ Emails, Phones: STUDY (The Huffington Post)