Rapidshare castiga también a quienes descargan ilegalmente

por

¿Se acabó la fiesta?

Muchos han caído en la guerra de los derechos de autor en Internet, sin embargo, siempre hemos visto cómo los sitios que albergan torrents han sido siempre los más afectados. Rapidshare, conocido por todos como uno de los pocos lugares que se ha mantenido estable y siempre disponible para descargar material que normalmente debiera ser comprado, se ha puesto más estricto en este tema y ha comenzado a tomar fuertes acciones contra quienes descarguen material con copyright.

Y hay que poner atención al hecho de que se estaría persiguiendo a quienes descarguen dicho contenido, no solamente a los que proveen de éste, en una movida sorpresiva y pocas veces antes vista, donde ahora se castigará también al “comprador” y no solo al “vendedor” de material robado.

¿Por qué digo que se “castigará” a las personas que bajen ilegalmente algo? Pues bien, Rapidshare inmediatamente está cerrando las cuentas de los usuarios que suban o bajen material protegido usando sus servidores, repartiendo el odio por ambos lados. Pero ese es el lado suave de la noticia, pues también la empresa estaría guardando las direcciones IP de los nuevos criminales informáticos para que eventualmente sean usadas “con fines legales”.

Voceros dentro de Rapidshare confirman esta nueva política, diciendo que:

Podemos confirmar que nos reservamos el derecho a cerrar las cuentas de los usuarios que no actúan acorde a nuestros términos y condiciones”.

Junten miedo entonces, lo único que falta es que el FBI entre a mi casa ahora culpándome de delitos informáticos, de lo cual me declaro culpable de antemano, aunque eso ya no sirva de mucho pues ya me tienen identificado.

Link: Rapidshare Terminates Accounts of Illegal Downloaders (TorrentFreak)