Flash versus HTML5: puestos a prueba Flash versus HTML5: puestos a prueba

También Windows contra OS X

Flash versus HTML5: puestos a prueba

por

También Windows contra OS X

En la actual pelea entre HTML5 y Flash, mucho se ha dicho acerca de las ventajas y desventajas de cada una de las tecnologías, siendo uno de los argumentos más recurrentes en contra de Flash el hecho de que usaría muchos recursos de la CPU para ejecutarse, mostrando un pobre desempeño incluso en plataformas hardware más que decentes, lo que motiva a muchos a darle su apoyo al nuevo estándar HTML5.

Para salir de esta duda y basarnos en algo un poco más técnico que en la desordenada opinión de los usuarios respecto a su experiencia con cada una de las implementaciones, Jan Ozer, especialista en tecnologías de video y autor de 13 libros al respecto, puso a prueba a Flash contra HTML5 haciendo uso del códec H.264 en plataformas Mac y Windows, en diferentes navegadores cada uno. Vamos por parte.

En OS X Snow Leopard vimos la cara más fea de Flash, pues en un MacBook Pro Core 2 Duo a 3.06GHz y 8GB de RAM, en Google Chrome tanto Flash como HTML5 fueron igual de malos, usando cerca de un 50% de carga en la CPU. En Safari la cosa se pone mejor para HTML5, que consume un 12.39% de la CPU, mientras que Flash 10.0 un 37.41% y la versión 10.1 usa 32.07% de los recursos. En Firefox los porcentajes en Flash rondan el 40% de uso en procesador, sin tener pruebas en HTML5 pues este navegador no puede hacer uso del códec H.264.

Por otro lado, Flash se comportó mejor en una plataforma con Windows 7 que incluso era menos potente que la de Mac: un Core 2 Duo a 2.2GHz y 2GB de RAM. Safari en Flash 10.0 usó un 23.22% de CPU, y acá afírmense, pues la versión 10.1 de Flash consumió solamente un 7.43% de procesador. Safari en Windows no corrió video en HTML5, por lo que no hay comparación al respecto.

Sin embargo, a la hora de hacer comparaciones entre HTML5 y Flash, bajo Google Chrome Flash Player 10.0 es un 24% más eficiente que HTML5, mientras que Flash 10.1 es mejor que HTML5 en un 58%.

Por otro lado, y para seguir alardeando frente a OS X, en Firefox Flash 10.0 usa en 22% de la CPU, mientras que en Flash 10.1 este consumo baja drásticamente hasta el 6%. Caso parecido es el de Internet Explorer 8, donde esta diferencia va desde un 22.41% en 10.1 cayendo al 14.62% en Flash usando su versión más reciente. Ninguno de los dos navegadores reproduce video HTML5.

¿Conclusiones de estos resultados? Primero, sólamente en OS X y bajo Safari HTML5 rinde mejor que Flash, mientras que en el resto de los escenarios, incluyendo Windows, ambos se igualan o derechamente Flash derrota a HTML5, tanto en su versión 10.0 como por paliza en 10.1, así que la inclusión del nuevo estándar HTML5 para usuarios de Windows no parece ser tan escandalosamente necesaria.

Sin embargo, es en Mac OS X donde el problema se ve grave, pues el desempeño de Flash deja muchísimo que desear, especialmente si lo comparamos con el de Windows usando la versión Flash 10.1. Porque si usted ha sido un lector atento, se habrá dado cuenta de que la nueva versión de Flash mejora notablemente el rendimiento del plugin en Windows, y eso es debido a que se integró la aceleración por hardware para Flash usando la GPU, cosa que en OS X no es posible hacer, pues Adobe alega que Apple no facilita el acceso a las APIs que se requieren para desarrollar esta tecnología en Mac, así que mientras Apple no deje a Adobe implementar esto, Flash andará mal, pues no hay acceso al hardware para que el plugin no sea totalmente dependiente de la CPU.

Pero la pelea entre Apple y Adobe es grande, y con un Steve Jobs que derechamente odia a Flash, no se ve mucha luz al final del túnel para los usuarios de OS X, mientras que por otro lado, HTML5 no parece mostrar méritos para convertirse en un digno reemplazante para Flash, excepto en Mac, donde el peso de no tener aceleración por hardware es demasiado, mientras que en Windows y usando la versión 10.1 de Flash, el tema es pan comido.

Link: Does HTML5 Really Beat Flash? The Surprising Results of New Tests (Read Write Web)