[metroimage ids=”38-117931,38-117934,38-117936,38-117938,38-117941,38-117943,38-117946,38-117949,38-117951,38-117953,38-117955,38-117958,38-117960,38-117962,38-117964,38-117966,38-117969,38-117971,38-117975,38-117976,38-117979,38-117982,38-117984,38-117987,38-117990,38-117992″ imagesize=”large”]

Campus Party Brasil 2010: una semana totalmente geek

Dentro del Centro Imigrantes de Sao Paulo es difícil distinguir si es de día o de noche. La luz del sol prácticamente no entra al enorme recinto acondicionado para recibir durante una semana a seis mil geeks por día, quienes están las 24 horas caminando, navegando, jugando o asistiendo a alguna charla de robótica, innovación o el futuro de la web.

Este evento que nació en España ya cuenta con su tercera edición en Brasil, donde FayerWayer fue invitado a participar en una mesa redonda sobre la globalización de los blogs, junto con Gizmodo y otros sitios especializados que han llegado a Brasil en los últimos años.

La versión 2010 del Campus Party ofrece un ancho de banda total de 10 gigabits por segundo, para que el acceso a internet no sufra lo mismo que abunda en las calles paulistas: aglomeraciones eternas.

Claro que esa velocidad ha provocado un fenómeno curioso, ya que muchos de los “campuseros” viajan desde distintas ciudades sólo para estar frente a su computador, como si estuvieran en casa, pero con una conexión súper rápida para bajar juegos y películas.

Esos campuseros “autistas” se han perdido algunas de las charlas más interesantes, como la del mítico hacker Kevin Mitnick (“No hay actualización de seguridad para la estupidez”, dijo) o la participación de Lawrence Lessig, el padre de las licencias Creative Commons, quien alabó a Brasil por su política anti-copyright.

“Es el país más importante en cultura digital y le enseña otros países cómo deben hacerse las cosas. Estoy muy entusiasmado con las leyes brasileñas”, dijo Lessig en una de las charlas más concurridas del viernes.

Algunas de los elementos más curiosos del evento bloguero son los gritos que cada cierto tiempo surgen en el Centro Inmigrantes, los increíbles “moddings” de computador, las modelos que hacen honor a la fama de la mujer brasileña (ya viene una galería) y la cantidad de emprendimientos y causas sociales presentes en el CP2010.

Vivir la experiencia de estar aquí es muy interesante, aunque no sé si aguantaría la semana completa. De todas maneras, sería increíble que el Campus Party llegará a más países de la región como Chile, Perú o Argentina. Acá les dejo algunas fotos sobre los dos días que estuve como “campusero”.

Link: Cobertura del CP en FayerWayer Brasil