Suena a mal chiste pero lamentablemente no lo es. De acuerdo a datos entregados recientemente por el Buró Federal de Investigación (FBI), el robo de consolas subió casi un 300% en 2 años. Las cifras de 2007 reportaban 11074 consolas robadas, 21732 el 2008 y este año que termina la cifra se eleva a 42615.

Aunque no soy de citar a gente que no tiene que ver con consola-landia, las palabras del criminalista Larry J. Siegel tienen bastante sentido:

Los criminales son racionales, roban cosas de alto valor, fáciles de transportar y de vender. Lo más caro que tengo en mi hogar es mi refrigerador (nevera) pero nadie trataría de robarlo.

Como siempre, una lata de proporciones industriales. No quiero alarmar a nadie (en serio, ya tenemos suficiente con los noticiarios) pero lamentablemente todos conocemos a alguien fue victima de un robo y se llevaron su consola amiga. Ojalá esta tendencia se quede por los GringoStates y no llegue a nuestros países.

Link: Thieves load up on electronic loot (USA Today)