Halo 3: ODST [NB Labs]

Halo 3: ODST [NB Labs]

Las tropas ODST han caído en la Tierra. ¿Estás listo para reunirte con tu escuadrón? Nosotros sí y sin Master Chief a bordo.

Se supone que Halo iba a ser una trilogía y Master Chief sería el protagonista de lo que hoy ya es una de las sagas en los videojuegos más importantes de la historia. Bungie, la mente detrás de estos títulos, se independizó de Microsoft y todos pensamos que Halo ya no sería lo mismo, incluso unos más se imaginaron que simplemente aquí se acabaría el asunto. Pero no.

Halo sigue siendo una trilogía, pues el nuevo capítulo se desarrolla entre la segunda y tercer entrega, además Master Chief cede su lugar para que los infames marines ODST protagonicen la nueva aventura, pero lo mejor es que Bungie sigue detrás de Halo 3: ODST, garantizando disparos, acción, historia y Covenants pero desde otra perspectiva; una que nos ha gustado tanto que cuando tomamos el control de esta nueva aventura del universo Halo, nos tuvieron que correr para dejar de jugarlo, y fue en más de una ocasión y en diferentes sitios, así que ya se imaginarán lo bueno que es.

Es Halo, pero uno muy distinto.

Así lucimos los soldados ODST, ¿envidia?

La historia de este juego se lleva a cabo entre los eventos de Halo 2 y mucho más cerca de Halo 3, específicamente cuando Master Chief regresa a New Mombasa. De ahí que el nombre guarde el número 3. Pero como ya mencionamos, no es el Jefe Maestro del que tomaremos control, sino de los marines ODST (Orbital Drop Shock Trooper), y si lo puse en plural a propósito porque nos pondremos los zapatos no de uno, sino de varios en diferentes circunstancias y momentos. Pero todos guardan algo en común; no son tan fuertes y pesados como el Chief, pero poseen un HUD muy interesante y diferente al que estamos acostumbrados, además de que necesitaremos ser mucho más cautelosos a la hora de los enfrentamientos bala a bala. Ese mero hecho hace que jugar este capítulo sea una experiencia distinta, sin que dejemos de pensar que estamos en el mundo de Halo.

La aventura comienza justo cuando un grupo de ODSTs se preparan para entrar a la Tierra para unirse a la batalla contra los Covenant, pero en su camino son alcanzados y sus naves caen esparcidas por New Mombasa, alejando al equipo de su punto de llegada, entre ellos y de su principal objetivo. Seis horas después del impacto The Rookie, el personaje principal -pero no el único-, despierta con la intención de encontrar al resto de su escuadrón.

¡Vengan por lo suyo!

Muy al estilo de los otros Halos, aquí existe una inteligencia artificial llamada Superintendente que ofrece ayuda y algunas pistas de hacia donde ir. Aunque suene que es un truco muy viejo que nos podría spoilear todo, en realidad está muy bien implementado y se siente como una entidad con la información de la ciudad en su base de datos que siempre nos proporciona pistas y claves que sirven de guía y amplían la historia.

Todo un escuadrón bajo tu control.

Aunque en un principio estaremos usando las botas del Rookie, no puedo dejar de aplaudirle a Bungie por la manera tan magistral de contarnos una historia. Esas seis horas en las que aparentemente no pasó nada, en realidad hubo mucha acción y nosotros podremos ser testigos de eso y mejor aún, de ser actores de esos eventos perdidos en el tiempo. En su búsqueda por encontrar el resto del equipo, el novato irá localizando pistas, cada pista hará las veces de memorias flashback que nos transportará a lo que sucedió con el miembro del equipo que era dueño o tenía que ver con el objeto encontrado. Es así que veremos al equipo perdido, su paradero y viviremos junto con ellos sus desgracias, sus pérdidas, sus risas, su ironía y su odio por los Covenant. Cada personaje tiene personalidades distintas y seguro que nos identificaremos con una, aunque al final siempre regresaremos al silencioso Rookie. En parte por eso, es que nos veremos envueltos en una historia interesante con ganas de seguir disparando aunque nos alcance la noche… o la mañana siguiente. Sí, Halo 3: ODST es adictivo.

Aprendiendo a jugar Halo.

Los marines ODST se mueven bien y son rápidos, pero vaya que es difícil -al menos al principio- derrotar a los Covenant. Empezando el título tendremos que olvidar la física de los Spartan, para adaptarnos a los pies de estas unidades. La acción es más rápida por la misma naturaleza de nuestro estado humano, pero hace que el fuego directo sea más personal y nos obligue en mayor medida a refugiarnos de la horda de Covenant que siguen patrullando la ciudad. No es un Call of Duty, pero se acerca un poco.

¿Una batalla desigual? No

Al final ha sido un poco de práctica, y otro tanto de tiempo, para acoplarnos al que sin duda es el Halo que se juega más distinto. Esto, aunque parezca contrario, es un aliciente que le da frescura a la serie, antes de hacerla añeja o de echarla a perder por la sobre explotación a la que está siendo expuesta.

Las armas a las que tendremos acceso no son tan distintas a las que ya hemos visto con anterioridad, incluso del lado Covenant están más que probadas. El HUD, que ya mencionamos, tiene una función que permite delinear el mundo que nos rodea y detectar con precisión unidades enemigas y aliadas, esto es especialmente útil en las escenas nocturnas.

El visor nos permite ver con exactitud las unidades Covenant.

Lo que ves y lo que escuchas valen el boleto de entrada

El apartado técnico tiene la marca registrada de Bungie, y eso es muy bueno. Las texturas se ven altamente definidas y las animaciones conservan, sino es que mejoran, lo que ya hemos visto en Halo 3. El diseño de los niveles es un tanto distinto, pues todo sucede en una ciudad y New Mombasa no es la más grande ni con espacios tan espectaculares, aunque si que jugamos en lugares a cielo abierto a bordo de nuestros vehículos consentidos.

La música, bueno son palabras mayores, dignas de aparecer en el concierto sinfónico de su ciudad favorita. Si ven el soundtrack, cómprenlo. De nuevo la música es parte importante en la ambientación y que bien suena. Al momento de escuchar las primeras tonadas, seremos transportados al mundo que creo Bungie y que popularizó Master Chief. Es grande, muy grande.

The Rookie

Modos de juego para todos.

Este nuevo Halo incluye un modo altamente interesante: Firefight. Se trata de un modo cooperativo de cuatro personas. En palabras de la gente de Microsoft México, es como Horde de Gears of War 2… y tienen razón. Hay que sobrevivir la mayor cantidad de tiempo, de las fuerzas armadas de los Covenant. Conforme se avance en los matchs, los enemigos irán subiendo de nivel y categoría. Cada juego de este tipo, puede durar de 30 minutos hasta horas, por lo que la resistencia de los jugadores será la clave, al menos una de tantas como la comunicación y la estrategia.

Si de modos multijugador se trata, incluye nuevos mapas con soporte para el editor Forge. Además, y por si no cuentan con Halo 3, incluye todos sus mapas por lo que no es necesario tener la tercera parte del juego para disfrutar de las bondades de sus modos en línea. En cuanto a los modos por sí mismos, ya los conocen: los han jugado en el tercer Halo.

Firefight es una delicia disfrazada de masacre.

Se puede decir que Halo 3: ODST es el Halo que ya conocemos desde aquella primera parte en el Xbox original, pero también es el más atrevido en su modo de juego y en sus principales protagonistas, quizás porque se siente como una expansión -muy grande por cierto- o por tratarse del último proyecto conocido de Bungie con el nombre de Halo. Lo cierto es que es imposible no recomendarlo y más si ya han jugado los títulos anteriores.

Lo imperdible:

  • Se juega como Halo, pero diferente.
  • El audio ambiental y la música son sobresalientes.
  • El modo Firefight es una gran adición.
  • Incluye todos los mapas multiplayer de Halo 3.
  • No requiere de Halo 3 para jugarse.
  • Está en español… latino.

Lo impresentable.

  • Puede ser más difícil de lo normal para el jugador primerizo.
  • Dura un poco menos de lo que nos hubiera gustado.
  • Algunos parámetros, configuraciones y la manera en que vemos el mapa es demasiado complejo.
  • No entendí, ¿es expansión pero me lo venden como juego completo?
Muy bueno
…una visión alternativa del mejor FPS que ha pisado el Xbox 360.”