Crean computador de acetato de sodio

El acetato de sodio es un compuesto que sirve para muchas cosas. En la industia alimentaria se usa para acentuar el sabor y como preservante. En la textil, para neutralizar el ácido sulfúrico y, por último pero no menos importante, para hacer esos calentadores de manos portátiles. ¿Saben cuales son? ¿Esas bolsas de gel con un disco metálico adentro que si lo torcemos provoca la solidificación de la bolsita y la liberación de calor?

Bueno, hay una aplicación que hasta ahora nadie había pensado y es la construcción de computadores. Tal como lo leen, Andrew Adamatzky de la University of the West of England hizo un computador a base de acetato de sodio.

Tal como en esos calientamanos, la idea es provocar un polo de cristalización que genere una reacción en cadena, y mediante el monitoreo del borde de expansión de esa reacción en cadena, así como de la manera como interactúa con eventuales obstáculos, obtener cómputos para resolver problemas complejos.

Adamatzky puede provocar varias reacciones en cadena usando alambres de aluminio, y ponerle obstáculos a ellas con figuras de silicona (a mí me parece plasticina). Lo que está haciendo, aunque pareciera un simple juego, es crear puertas AND y OR, la base del álgebra booleana y de paso, de la lógica de cómputo detrás de los computadores.

El computador de acetato de sodio de Adamatzky alimenta un computador común, que lee el comportamiento de los bordes cristalinos de expansión para interpretar y sacar cálculos. Mientras los resultados de esta interpretación han permitido a Adamatzky resolver laberintos y algoritmos complejos, hay otras veces en que los problemas no tienen solución o terminan en una referencia circular, por lo que él incluso se ufana de haber inventado un computador capaz de colgarse.

Bromas aparte, aunque parezca que Adamatzky está entreteniéndose con una aplicación sumamente exótica de una reacción química, en realidad hay un trasfondo mucho más profundo que subyace en su experimento. Lo que el imita con barreras de plasticina en realidad ocurre a nivel molecular en el compuesto que se cristaliza, dando lugar a lo que sería el equivalente de un programa corriendo en un procesador de transistores con un pipeline muy largo. A lo mejor sin querer, y medio en broma, Adamatzky descubrió la computación cuántica.

Link:First Hot Ice Computer Created (Technology Review)