[NB Labs] MotorStorm: Arctic Edge a primera vista

[NB Labs] MotorStorm: Arctic Edge a primera vista

Nieve, velocidad y mucha acción es lo que nos espera en el MotorStorm para el PSP.

Manejar en la nieve implica más riesgos.

Cuando anunciaron el primer MotorStorm para el PlayStation 3 quedé impresionado. Y aunque se descubrió que todo había sido obra de un bonito video y nada de tiempo real, le otorgué al juego el beneficio de la duda. Cuando por fin le puse las manos encima no dejé de jugarlo. No me había decepcionado e incluso disfruté la secuela.

En el momento que se anuncia que MotorStorm tendría una versión para el PSP las dudas surgieron. ¿Cómo van a adaptar el esquema del control?, ¿gráficamente será una décima parte de su hermano mayor?, ¿nieve? Hoy puedo estar tranquilo, pues he jugado una versión preliminar de MotorStorm: Arctic Edge.

Se ve mejor en el PSP.

El sistema de juego es Arcade.

Recuerdo que durante el pasado Sony Gamer’s Day 2009, en Los Ángeles, ví a lo lejos una pantalla LCD con vehículos un tanto familiares pero con unos visuales muy disminuidos. No pude evitar acercarme con la persona que estaba ahí, que resulto ser un productor de BigBig Studios, hermanitos de Evolution Studios. Los mismos de MotorStorm. Estaba yo frente a la versión de PSP que lleva el apellido de Arctic Edge.

Lo primero que me saltó a los ojos fue lo mal que lucía. Estaba yo decepcionado, triste y tenía la esperanza de que la jugabilidad rescatará a este malogrado juego de autos. Sin embargo recibí una dura lección al darme cuenta que la pantalla LCD donde se proyectaba el juego, no estaba diseñada para reproducir con fidelidad la pequeña pantalla del PSP. Fue entonces que tomé el PSP para jugar y fijé la mirada en la portátil de Sony. Una sonrisa surgió de mi rostro.

Los accidentes siguen siendo muy divertidos.

Gráficamente, y aunque todavía está en fase de desarrollo, MotorStorm: Arctic Edge explota al PSP a sus límites. Las texturas lucen fieles a los ambientes que tratan de imitar y la sensación de velocidad está presente, aunque hay ocasionales momentos en que se pausa ligeramente. Debido a que el juego se lleva a cabo, en su mayoría, en ambientes nevados, los blancos predominan y el efecto de la nieve al caer es bastante realista.

Los accidentes están a la orden.

Si en algo destacan los MotorStorm es en los espectaculares accidentes y choques donde a cámara lenta vemos como nuestro vehículo se va haciendo pedacitos gracias al sistema de partículas. Es realmente gratificante chocar. Ese mismo efecto se ha implementado en el PSP pero en lugar de un complejo sistema de destrucción, se ha reducido a piezas grandes que van desarmando el vehículo, es decir; salpicaderas enteras o puertas completas salen volando a cámara lenta, pero no hay pedacitos regados. Se entiende, pues estamos ante un hardware muy inferior con respecto al PS3.

Aquí, el tamaño sí importa.

El aspecto de la jugabilidad trata de ser fiel a las versiones del PS3. Es un juego de carreras en modalidad arcade, incluso lleva a la portátil de Sony la violencia a puños de vehículo a vehículo para derrotar a los contrincantes, aunque por la falta de botones, y el segundo pad análogo, es mucho más simple.

Nuevos vehículos para llevar.

La gama de vehículos incluye a motocicletas, autos y camionetas de rally, ocasionales camiones y por primera vez jet skis que se comportan muy bien en los blancos terrenos en los que correremos.

Yiaheeeee!

En el demo que probamos solo había dos pistas disponibles y en ambas la nieve era la constante. Se nota que todavía tienen detalles que pulir y elementos que agregar, pero podría asegurar que será uno de los mejores juegos de autos para el PSP. Solo queda que los de BigBig Studios, realmente la hagan a lo grande y no se nos achiquen en esta consola portátil.