[NB Labs] Heavy Rain a primera vista [NB Labs] Heavy Rain a primera vista

Jugamos un escenario de Heavy Rain, exclusivo para el PS3, y nos sorprendió para bien.

[NB Labs] Heavy Rain a primera vista

Jugamos un escenario de Heavy Rain, exclusivo para el PS3, y nos sorprendió para bien.

Heavy Rain es uno de los mejores títulos que saldrán para el PS3.

¿Qué harías para salvar la vida de la persona que amas? Esa es la base para toda la trama de la nueva propuesta de los franceses de Quantic Dream. Realmente muy poco se sabía de Heavy Rain, salvo unas cuantas imágenes y un pequeño teaser que prometían bastante.

Durante el pasado Sony Gamer’s Day, no solo platicamos con el director del juego, sino que jugamos una escena completa del que promete ser uno de los grandes títulos para el PlayStation 3 durante el 2009.

Norman Jayden, un agente del FBI.

La ambientación es casi imposible de superar.

Lo primero que se nos reveló es que Heavy Rain no contará con un protagonista, sino con cuatro: Ethan Mars, Scott Chelby, Madison Paige y finalmente Norman Jayden que fue con el que conocimos de que trata todo esto. Norman, un agente del FBI de 29 años no es el típico agente federal; tiene una personalidad oscura que tiene una adicción a una droga sintética que trata de ocultar debido a la naturaleza de su trabajo.

En el curso de su investigación acerca del asesino del Origami, recuerden que el subtítulo de Heavy Rain es Origami Killer, va a dar con Mad Jack, dueño de un depósito de vehículos del que se presume le vendió un auto al asesino en serie y es así que da comienzo la escena.

Una interfaz en 3D.

La interfaz es algo muy diferente a lo anteriormente visto.

Jayden llega al depósito en plena lluvia. Realmente es impresionante el nivel de realismo del ambiente. El cielo oscurecido y con tonalidades café, quizás por la caída del sol y también por la industrialización del lugar. Es de esos lugares que invitan a salir de ahí corriendo, deprimente, pero que le imprimen carácter a la situación que estaremos por vivir. Al bajar del coche, pudimos ver el nivel de detalle de nuestro protagonista; las expresiones faciales nos dieron a entender que Jayden es un hombre preocupado y con un sentimiento de angustia. Así de bien se ve Heavy Raín. Las animaciones no podían verse mejor y las texturas me invitaban a pensar que lejos de un videojuego, yo estaba presenciando una película del estilo de Se7en con actores incluidos.

Al presenciar la interfaz de interacción de Jayden, fue que recordé que estaba yo jugando. El sistema en 3D que rodea al protagonista, consiste en una serie de pensamientos con el indicador del botón a presionar para realizar dicha acción. Los diálogos y la acción son cambiantes de acuerdo al lugar en donde estemos y al estado de ánimo de Jayden, además todo viene adornado de diálogos bien actuados.

ARI: Una interfaz de investigación.

La interfaz ARI en acción.

Para interactuar con los alrededores y hacer su trabajo de investigación, se cuenta con un instrumento llamado ARI (Added Reality Interface pos sus siglas en inglés). El sistema ARI consiste en un par de lentes y unos guantes conectados con sensores que le permiten a Jayden ver huellas digitales, sangre y diferentes químicos que con el ojo humano serían imposible de ver. No solo eso, al tocar cada elemento, se presenta la información pertinente en los lentes, sin duda el sueño de todo investigador.

Todo lo anterior es muy al estilo de los juegos de aventuras que están en extinción desde hace ya algunos años, pero también tiene momentos de acción. En este caso nos enfrentamos con el dueño del lugar: un tipo de raza negra de más de 2 metros de altura y presencia intimidante.

Acción en secuencias.

Las acciones se ejecutan en secuencia.

Las secuencias de acción se ejecutan siguiendo los acontecimientos de la pantalla y presionando los botones que se nos indican en el momento preciso. Pero a diferencia de juegos como God of War, en donde tenemos que apretar exactamente la secuencia, en Heavy Rain hay espacio para el error desencadenando diferentes animaciones y diálogos, aunque si se falla demasiado pasará lo inevitable. Lo cierto es que en todo momento estuvimos con una sensación de tensión para lograr nuestros objetivos, lo cual desde mi punto de vista es bueno, ya que se cumple el cometido del desarrollador de llevar sensaciones y sentimientos a un mundo virtual. Todo se acentuó porque en este caso específico nuestro protagonista empezó a sufrir por la necesidad de drogarse, lo que lo llevó a perder la conciencia y despertar en una situación todavía más peligrosa para su vida.

Hay que sobrevivir a toda costa.

Realmente quedé gratamente sorprendido de Heavy Rain. El realismo del juego, la historia y la manera en que decidieron se ejecute esta obra de Quantic Dream me dejaron con ganas de más. Ganas de saber que sucede, ganas de investigar, de saber y resolver. Ganas de sobrevivir.

Aunque todavía está en una etapa muy temprana de su desarrollo, no hay que perder de vista este título del PS3. Es de los grandes que tendrá la consola, yo sé lo que les digo.