El baúl de los recuerdos: Eye of the beholder

(c) Eye of the Beholder

Queridos lectores, la tía Male vuelve con los clásicos de ayer y de las más antigua antiguedad, que harán sacar más de una lágrima a cualquiera de ustedes, machotes recios que sudan sangre eliminando aliens y monstruos con su machine gun.

Esta vez les traigo uno de los juegos de rol que me hicieron sacar chispas y tirar el teclado lejos por su complejidad: Eye of the Beholder.

Este título del año 1990 fué desarrollado por WestWood Studios (Dune) y publicado por Strategic Simulations Inc. (Pool of Radiance). El desarrollo de este juego fué gracias en gran medida al éxito que tuvo en el año 1987 el juego de rol para Atari Dungeon Masters, y por ende, se llevó la misma idea a la plataforma más importante de aquella época: PC.

Los usuarios de Amiga, Sega CD y Snes también tuvieron el placer de jugarlo 4 años más tarde, pero la versión de Sega salió premiada con una exclusiva banda sonora compuesta por Yuzo Koshiro (Sonic the Hedgehog).

La historia, al igual (y gran mayoría) de los juegos de rol imperantes en aquella época, estaba ambientada en un mundo de calabozos y dragones. En este mundo de fantasía tenemos a la ciudad de Waterdeep, lugar que se ve amenazado por un antiguo mal que se esconde en sus profundidades. Las autoridades deciden contratar a un grupo de forajidos para investigar lo que acontece bajo sus narices, y sus aventuras comienzan en las alcantarillas. Lo que deben enfrentar es al malvado Xanathar, un Beholder (ser flotante con muchos ojos), no sin antes atravesar por miles, cientos e interminables laberintos y tierras extrañas llenas de peligros y monstruos, y que podían acabar rápidamente con la paciencia y nervios de hasta el más empeñoso y obsesivo jugador.

Portada (c) Eye of the Beholder

El modo de juego era una mezcla de FPS y pantallas estáticas (podías desplazar la vista cuadro a cuadro), característica que lo llevó a tener bastante éxito para la época. Además de eso, su interfaz podía ser controlada totalmente a través del mouse.

La partida comienza con 4 personajes que tenías que crear basándote en las reglas de Advanced Dungeons&Dragons; es decir, podías escoger clases (mago, monje, forajido, ladrón, nigromante, guerrero), razas (humano, enano, elfo) y configurar sus estadísticas para armar un equipo que te permitiera atravesar las catacumbas y no morir en el intento.

Debido al éxito de Eye of the Beholder, se sucedieron 2 secuelas: The Legend of Darkmoon y Assault on Myth Drannor. Ya hablaremos sobre ellos más adelante.

Por mientras les dejo un video con la intro y parte del gameplay de Eye of the Beholder  y sus sucesores

Y bueno, como regalito, les dejo el link para la descarga del juego (freeware).

Link: Eye of the Beholder

¡Nos vemos!