EMI recorta fondos de RIAA e IFPI

por

son un pozo sin fondo

La disquera EMI, uno de los 4 sellos más grandes del orbe, anunció que reducirá fuertemente el financiamiento que le aporta a las organizaciones internacionales como la RIAA y la IFPI, las cuales entre otras cosas representan los intereses de los sellos demandando a los sitios de piratería y sus usuarios.

Se sabe que cada una de las disqueras grandes gasta anualmente algo así como 130 millones de dólares para financiar a estas organizaciones, pero por lo visto, con una economía dando signos de contracción, y los márgenes de las disqueras en franca disminución, la tendencia pareciera ser a reconsiderar si acaso vale la pena gastarse la plata en esto.

Según los entendidos, aunque las disqueras tienden a culpar a la piratería, la mayor razón para sus rendimientos decrecientes está en que han fallado sistemáticamente en adaptarse a la manera como la gente quiere comprar y escuchar música hoy en día. Adicionalmente, aunque realmente fuese la piratería la culpable, no hay evidencia como para pensar que la acción de la RIAA o la IFPI realmente logre controlar este fenómeno. Por el contrario, la piratería sigue en aumento, y mientras más obstáculos (léase DRM) le ponen a la música, peor es la imagen que adquieren ante los usuarios legítimos, que se sienten estafados al comprar música con restricciones.

Fuente: Ars Technica