Google ofrece lavado de cerebros

Google ofrece lavado de cerebros

por

Es el festival del doble discurso

Por un lado, Google defiende la privacidad de sus usuarios, y se precia de no enajenar la confianza que en él depositan éstos para guardar sus correos y documentos (¿probaron la nueva interfaz?). El problema es que, por el otro lado, ofrecen contrarrestar el poder de la mala prensa. ¿Cuál es la idea? ¿Ayudar a las grandes instituciones a lavar el cerebro de la gente?

Todo lo anterior lo digo porque, ante el estreno del documental Sicko de Michael Moore, que deja al sistema de salud de los Estados Unidos muy mal parado, en el blog de Google apareció un post de Lauren Turner explicando que el buscador tiene herramientas para que las empresas puedan contrarrestar las oleadas de mala prensa, anulando así al “cuarto poder” a punta de puras lucas.[INDENT] “Las compañías vienen a nosotros buscando ayuda para manejar sus reputaciones […] Aunque su marca o su sitio web tenga los hechos, eso no implica que los usuarios puedan acceder fácilmente a ellos.
Podemos poner avisos de texto, de videos y RMA (Rich Media Ads) junto a los resultados de búsquedas relevantes a su negocio, o en sitios con contenido relacionado a éste.
Google puede actuar como una plataforma para educar al público y promover su mensaje. Le ayudamos a conectar los valores de su empresa con su público, al tiempo que ayudamos al público a encontrar la información que buscas.”
[/INDENT]En otras palabras, pagando el adecuado importe, es posible que al buscar “sicko” en google, te llenes de resultados pagados apuntando a sitios que elogian la impecable calidad de la salud en los Estados Unidos.

Aparentemente, Turner actuó movida por un rechazo visceral hacia el documental de Moore, el cual calificó como antojadizo y cebollero, pero mientras a Moore esto le da lo mismo, a Lauren Turner yo la echaría a patadas por el daño potencial que su post le pruede provocar al buscador. Eso, claro, a menos que sea rica.

Fuente: The Register