FWLabs: PlayStation 3

FWLabs: PlayStation 3

 

Pobre PlayStation 3. Primero tuvo que suceder al PlayStation 2, una consola que había roto todas las expectativas y récords de ventas, llegando a más de 115 millones de unidades a finales del 2006. Luego Sony retrasó tanto el lanzamiento del PS3, que Microsoft alcanzó a lanzar su Xbox 360 casi un año antes. Pero lo peor de todo, fue cuando Sony anunció el precio de la consola. US$499 por la versión de 20GB y US$599 por la versión de 60GB. Se convirtió de inmediato en la consola más cara de su generación, y una de las más caras en la historia reciente. Sony trató de hacer todo lo posible para mejorar la mala fama que estaba recibiendo la PS3, pero al parecer no funcionó tanto. En el ranking de ventas de consolas de séptima generación, la nueva PlayStation está quedando detrás del Wii de Nintendo y del Xbox 360 de Microsoft. Aún así, se ganó nuestros corazones, y por el momento, es nuestra consola favorita.

Después del Xbox 360 que nos prestó Microsoft, nos quedó gustando esto de tener una consola en casa. El Xbox 360 se ganó nuestra aprobación con creces, especialmente Gears of War. Ese juego había dejado la vara muy alta: Era entretenido de jugar, y sus gráficos eran impresionantes. Nunca un videojuego nos había impresionado tanto. Pero un viaje inesperado nos dió la posibilidad de conseguir un PlayStation 3 por “importación turística”. Su reproductor Blu-Ray integrado y buen precio de reventa en el mercado no-oficial (por si terminaba siendo una desilusión), hizo que la decisión de compra fuera fácil. Repentinamente teníamos nuestro propio PS3.

Creo que Sony debería aclarar una cosa: El PlayStation 3 ya no es una consola. Su ancestro más parece ser un Media Center PC muy poderoso, que un Nintendo. Mientras escribo esto, estoy escuchando The Knife siendo reproducido en el PS3. Hace un rato estuve viendo unos videos de YouTube a pantalla completa. Ayer le mostré unas fotos a unos amigos, con el último disco de Gepe sonando de fondo. Hoy en la mañana habíamos hecho un “campeonato mundial” con altos niveles de adrenalina en Virtua Tennis 3. Todo en la misma máquina. Todo con el mismo control. Todo por los mismos parlantes y la misma pantalla.

Pero vamos por partes, decía el descuartizador. A continuación un SuperHiperMegaReview™ de FayerWayer Labs.

Por US$638 (impuesto incluido) salimos de la tienda con un PlayStation 3 de 60GB. Eso incluía un controlador SIXAXIS inalámbrico con su respectivo cable mini-USB a USB para cargarlo, un cable Ethernet, un cable AV MULTI OUT para audio compuesto y audio RCA estéreo, y un cable de poder. La consola misma tiene un disco duro removible de 60 GB; lector Blu-ray para películas de alta definición y DVD; Wi-Fi b/g; Bluetooth 2.0; léctor de tarjetas de memoria CompactFlash, SD y Memory Stick; 4 puertos USB, HDMI, Ethernet, AV MULTI OUT, y audio óptico TOSlink. Ya que no hay nada más aburrido que jugar solo, de inmediato nos compramos otro controlador SIXAXIS inalámbrico. Nos sorpendió que no incluyera su propio cable USB, especialmente si costaba unos US$49 adicionales. Un par de juegos más a US$39 y ya estábamos en bancarrota. Cara la cosa.

Pero finalmente llegas a casa, la sacas de la caja, y te cambia la cara (si puedes olvidar que gastaste un dineral). La consola es una belleza. Grande, pero no demasiado. Aparte que si eres como yo, esta consola vivirá en un mismo espacio debajo del televisor el resto de su vida, por lo que la portabilidad probablemente no sea una preocupación. Otro detalle interesante es que a diferencia del Xbox 360, el PS3 tiene la fuente de poder integrada, así que es un dolor de cabeza menos. Pones la consola, le enchufas el cable de poder y el HDMI, y ya estás jugando.

Conexiones y Configuración

Lo primero que tuve que hacer fue conseguirme un cable HDMI. A diferencia del Xbox 360 que trae el cable por componentes, y simplemente debes proveer tu el cable digital óptico para el audio, el PS3 solo trae un cable de video compuesto y audio RCA. Después de pasearme por varias tiendas que tenían el cable “agotado”, pude encontrarlo en la Sony Store (Parque Arauco, Santiago), por Ch$19.990 (unos US$38). Un tanto caro cuando descubres que por internet lo puedes encontrar a menos de US$5.

Una vez obtenido el cable en cuestión, todo fue muy fácil. Conectas el cable HDMI a tu televisor, y el cable TOSlink (audio digital óptico) a tu receiver de audio — o sólo el HDMI, si quieres usar los parlantes de tu TV. En mi caso me lleve la ingrata sorpresa que mi televisión (Sharp LC-45GX6U), aunque soporta 1080p, sólo lo hace por DVI y no por HDMI, así que sólo puedo disfrutar del PS3 a 720p y 1080i.

Un detalle poco sabido es que aunque la caja del PlayStation dice que el enchufe es 110 volts, en realidad la fuente de poder integrada es universal 110/240 volts, asi que no es necesario un transformador. Esto fue una gran noticia, aunque Sony debería dejar de lado la tontera y directamente imprimir esa información en la etiqueta del equipo — para que no tengamos que andar enchufando el PS3 cruzando los dedos y con los ojos cerrados.

Interfaz del PlayStation 3

La interfaz de la consola misma se llama XMB (Cross Media Bar), y es prácticamente una versión mejorada de la del PSP. Verla funcionando en resolución 1080i es una delicia. Comparada con la interfaz del Xbox 360, esta es mil veces más simple, clara, intuitiva y atractiva. Comparada con el Apple TV, la del PS3 es el futuro mientras el equipo de la manzana parece una versión para preescolares. Una ovación de pie para Sony y su XMB, en nuestra subjetiva opinión es definitivamente la mejor y más completa interfaz para televisores.

Se lleva un premio extra al tener integrado un navegador web en su propia interfaz. La forma más fácil de copiar archivos al PS3 es usando el navegador integrado. Simplemente prendes el servidor web de tu computador (integrado en Mac OS X), y puedes acceder a todos los archivos guardados en tu computador. Si tienes varios computadores en tu casa compartiendo el WiFi, el PS3 puede acceder a los archivos de todos. Más fácil imposible (aunque el WiFi es un poco lento al copiar archivos de 1 o 2GB).

El navegador web es muy completo. Puedes manejar varias ventanas e incluso ver videos de YouTube a pantalla completa completa (1920×1080) — ahora solo falta que YouTube suba de calidad.

La integración con el iPod es perfecta, e incluso te permite copiar canciones del iPod al disco duro de tu PS3 (algo que la propia Apple no te deja hacer).

Lo mejor de todo es que la interfaz está estandarizada para todo. Los mismos botones adelantan, te permiten regresar, obtener información, poner pausa, o cambiar el despliegue de información. Si entiendes como poner música en el PS3, podrás hacer todo lo demás con los mismos botones — incluso navegar por internet.

Uno de mis reclamos cuando probé el PS3 la primera vez, era que no se podía descargar más de un archivo a la vez, y lo que era peor, no se podía dejar descargando mientras se hacía otra cosa. Lo bueno fue que después que escribí eso, Sony sacó una actualización para el PS3 que activaba precisamente esa funcionalidad. Puedes tener una docena de archivos en la lista de descarga, que siguen bajando mientras disfrutas del último capitulo de Heroes.

Música, Videos y Fotos

Puedes almacenar música, videos y fotos en el PS3, obteniéndolos con el navegador web, con un pendrive, una tarjeta de memoria, CD, DVD, Blu-ray, o conectando directamente una cámara digital o iPod. Es bastante impresionante la cantidad de formas que tienes para ingresar contenido a la consola.

Una de mis mayores sorpresas fue una de las formas de presentación para ver las fotos. Se llama “Photo Album” y procesa las imágenes en tiempo real y las va tirando sobre una mesa blanca continua, sobre la cual puedes acercarte o alejarte. Incluso dibuja al lado de las fotos la fecha y hora en que fueron sacadas. Impresiona a todas las personas que lo han visto.

No queda muy claro en un principio, pero luego que descubres que el “botón PS” (uno grande al centro del controlador), que te permite volver al XMB sin cortar lo que estabas haciendo, descubres que puedes escuchar un MP3 mientras miras las fotos o navegas por la web. Incluso puedes usar el XMB mientras se reproduce un video en alta definción de fondo.

Mi única bronca tiene que ver con los formatos de video. El PS3 acepta un tipo de video demasiado específico. Es cierto que soporta varios formatos, pero el que más nos interesa de estos (H.264/MPEG-4 AVC), tiene que ser exactamente como al PS3 le gusta. De más está decir que no soporta archivos AVI comprimidos con DivX, y que no existe por el momento forma alguna de agregarle codecs adicionales. Pero una vez que descubres exactamente que perfil de H.264/MPEG-4 AVC requiere (Level 4.0), puedes convertir cualquier video, hasta 1080p con un Bitrate de 40 Mbps o superior (algo que ninguna otra consola soporta), y la reproducirá sin problemas. Por suerte el perfil de video AVC que utiliza es el mismo del Apple TV, iPod y PSP, por lo que si tienes un video para esos equipos, el PS3 lo reproducirá sin problemas — eso significa que el PS3 es compatible con todos los video podcasts que puedes pillar gratis en iTunes.

En la imagen superior podemos ver un fotograma del documental “Planet Earth” de la BBC a 720p. Una joya que no se pueden perder. Mi MacBook Core Duo de 2.0 Ghz se demoró más de 3 horas en convertir ese capitulo de 50 minutos de duración. Usando ffmpegX con archivo original en XviD.

El otro problema, es que sólo viene con 20GB o 60GB. En nuestro caso, con la versión con más capacidad, al par de semanas ya teníamos la máquina llena de música y videos. Por suerte el disco duro se puede reemplazar fácilmente por uno de mayor capacidad. Aunque igual creemos que el equipo debería venir con 250 GB o más de fábrica — si es que quieren que realmente guardemos nuestros videos y música en él.

Juegos

Cómo juegos completos pude probar Resistance: Fall of Man (muy bueno, me lo terminé después de dos semanas jugando con un amigo); Motorstorm (el único juego que se acerca a sacarle provecho a la consola); Virtua Tennis 3 (de hecho, mientras escribo este artículo, he tomado un par de pausas para jugarlo, es muy adictivo); y Ridge Racer 7 (uno más de la franquicia, a impresionante alta definición). Por suerte hay muchos demos en la PlayStation Store para probar más juegos como Gran Turismo HD, Ninja Gaiden: Sigma, Armored Core 4, Blast Factor, Super Rub’a’Dub, Def Jam: Icon, Full Auto Battlelines 2, Genji: Days of the Blade y un montón más.

Resistance es comparable a Gears of War, y este último es ochorrocientasmillones de veces más impresionante. Desde la jugabilidad (haces unas maniobras en GoW que no existen en Resistance), hasta la calidad gráfica, aquí gana el Xbox. Eso no quita que te quedes pegado por horas, el juego esta muy bien hecho, y es impresionante en unos momentos la cantidad de cosas que están sucediendo simultáneamente (balas, explosiones, aliens, soldados amigos: un caos maravilloso).

Gran Turismo HD se ve increíble. Aunque se supone que es uno de los pocos juegos disponibles a 1080p, no pude probarlo a esa resolución. Pero comparándolo con Project Gotham Racing, el equivalente en el Xbox 360, la calidad es bastante similar. Si hay un pequeño detalle que gana el PS3, es en el nivel de detalle de los espectadores (algo que siempre me impresionó en la Xbox), aquí es incluso mayor.

Al igual que con el Xbox 360, no pongo más pantallazos o comentarios de juegos, ya que para ver las imágenes es mejor basarse en screenshots bien tomados y no estas fotos borrosas.

Blu-ray

Ah, mi parte favorita. Lo que más me hizo decidirme por un PS3 por sobre otra consola, fue porque era la manera más barata de conseguirme un reproductor Blu-ray. Soy fanático del cine, y de hecho, uso más la consola para ver videos y películas en Blu-ray, que para jugar. Aunque por problemas de mi televisión sólo puedo ver a 1080i, la imagen no deja de sorprender. Obviamente, como ya tengo un reproductor y me he comprado más de 20 películas en este formato, de ahora en adelanto subjetivamente voy a apoyar Blu-ray. Lo siento, pero ya elegí mi bando.

La calidad de video es tan alta, que empiezas a notar fallas o imperfecciones. En este caso, un fotograma de Casino Royale, podemos ver como las palabras “HM TREASURY” quedaron mal impresas — incluso en la película puedes notar claramente una pelusa sobre la tarjeta, que en esta foto no se nota.

Controlador SIXAXIS

No me gusta mucho el control del PS3. Es cierto que es más liviano y se agradece, pero lo siento muy pequeño para mis manos (son grandes). Debo reconocer que el control del Xbox 360 era mucho más agradable en la mano, y los botones (especialmente los “gatillos”), estaban mejor diseñados. También se echa de menos la vibración, pero los rumores dicen que una próxima versión de este control podría traer nuevamente esa función.

Si se agradece que los controles sean inalámbricos por defecto, y que se carguen simplemente con un cable mini-USB conectado a la consola (puedes jugar mientras se carga). También después de un tiempo te acostumbras a su tamaño, y te ajustas a él. Pero realmente agradecería si fuese un poco más grande.

El sensor de movimiento funciona como se espera. Es igual al del Nintendo Wii, pero hay muy pocos juegos que le sacan provecho. Incluso los pocos que lo hacen, como Motorstorm, prefieres desactivarlo — aunque he oido de gente que prefiere jugar Motorstorm con sensor de movimiento en vez de palanca análoga.

Linux

Otra de las cosas impresionantes de esta máquina, es que Sony lo ha hecho muy fácil para instalarle Linux a tu PS3. El único problema, es que aunque la máquina tiene un procesador de 8 núcleos, las versiones de Linux compatibles con el PS3, aun no le sacan provecho. Lo mismo pasa con la tarjeta de video, y si a eso le sumas que la máquina solo tiene 256 MB de RAM, te das cuenta que por el momento Linux no sirve para reemplazar las funciones multimedia de la consola — como por ejemplo, reproducir videos XviD.

Con un poco — o más bien dicho, mucha — ayuda de Tomás Pollak, pudimos instalarle mplayer y VLC, y hacer que funcione internet por Ethernet (la última vez que probé, todavía no estaba funcionando WiFi). Lo interesante es que la posibilidad está, y es solo cuestión de tiempo para que los interesados de la comunidad hagan que Linux en el PS3 sea cada vez más poderoso.

Cabe destacar que el PlayStation 3 puede utilizar un teclado y mouse USB común y corriente, e incluso funciona con periféricos Bluetooth. En Linux para esto último se requieren drivers adicionales.

PlayStation Store

Otro reclamo para Sony: Ya que América del Sur no es uno de los mercados oficiales, para poder usar la PlayStation Store hay que inventar una dirección en Norteamérica, Europa o Asia. Recién asi podrás descargar demos, videos y trailers en alta definición (gratis). Pero el problema está en que existen varios juegos para descargar (desde PSOne hasta PS3), a precios razonables entre US$5 y US$10, pero que no se puede pagar con una tarjeta de crédito de este continente. Después se preguntan porque hay personas tratando de hackear estas máquinas. Estamos dispuestos a pagar y no tenemos forma de comprar esos juegos.

Conclusión

Al igual que con el Xbox 360, el PlayStation 3 es un centro multimedia de alta definición para tu sala de estar. Por lo tanto, para sacarle el máximo provecho, necesitas un par de cosas más. Tu televisor debe ser HDTV, al menos 720p, y ojalá 1080p. Un sistema de sonido 5.1 para que las películas y los juegos sean más inmersivos.

Hay un reclamo que no tiene que ver directamente con Sony, pero sin con la mayoría de los juegos que pude probar. Hay varios juegos, especialmente de carreras (Motorstorm, Formula 1 Championship, etc), que tienen todo tipo de funcionalidades para jugar contra un rival por internet al otro lado del mundo, pero sin la capacidad de poder competir contra un amigo en tu propia casa. Es obvio que la mayoría de las veces quieres jugar con alguien en tu misma casa, y es insólito la cantidad de juegos que sólo lo permiten de forma remota. Estimados desarrolladores de juegos, ¡por favor fomenten la interacción social en el Mundo Real™ y no únicamente via internet!

Lamentablemente Sony no tiene considerado América del Sur ni África como mercados oficiales para su PlayStation 3. Por lo tanto únicamente puedes encontrarlos en estos mercados a un alto precio, en el mercado gris. En Chile puedes encontrar el PS3 en grandes tiendas por departamentos o tiendas especializadas, con precios que van desde los Ch$380.000 hasta los Ch$800.000.

Lo Imperdible: Un verdadero centro multimedia de alta definición para tu sala de estar. Desde que llegó, pasó a realizar las tareas del DVD, Blu-ray, ver videos bajados de internet, escuchar MP3, navegar por internet, ver fotos o jugar videojuegos de última generación. La interfaz es simple y directa, cualquier persona que la usa puede ponerse a jugar o ver películas en instantes (versus la interfaz compleja del Xbox 360). Es el reproductor Blu-ray más barato del mercado. Tiene un navegador web integrado muy poderoso, por el cual puedes acceder a archivos en cualquier computador. Tiene formas espectaculares de presentar imágenes. Reproduce videos en MPEG-4 a 1080p. Los juegos que han sabido sacarle el máximo provecho, se ven igual o mejores que en la Xbox. Incluye controlador inalámbrico por defecto. Disco duro removible, compatible con periféricos USB, lectores de las principales tarjetas de memoria, permite copiar música y videos desde el iPod hacia el PS3. Se le puede instalar Linux fácilmente.

Lo Impresentable: Caro, cuesta casi el doble que su competencia. Pocos juegos, y los que hay no aprovechan la capacidad del PS3. El controlador es muy pequeño, no tiene vibración, y es prácticamente idéntico al del PS2. No incluye cable HDMI. Acepta muy pocos formatos de reproducción de video, y los que acepta, deben seguir una especificación exacta. No hay forma de sincronizar la consola (música, fotos, videos) con un computador. ¿Mencionamos que era cara? Eso ya debería ser un punto muy importante en contra — aunque los rumores prometen una versión más barata en el futuro.

Ahora si me permiten, escribir este artículo me tomó varias horas y ando con síndrome de abstinencia. Un poco de Virtua Tennis no me vendría nada de mal.

Link: Sony PlayStation 3