Un vecino para el Opteron

Un vecino para el Opteron

por

Una empresa de coprocesadores programables llamada DRC ha anunciado que tiene listo un módulo en forma de Add-On para servidores Opteron.

Aunque en la industria hay soluciones equivalentes, DRC propone una solución que se enchufa en el socket 940 y aprovecha Hypertransport a cabalidad… OMG!!!

Nada es verdad ni es mentira… todo cambia según el cristal con que se mira

Eso decía mi abuela con respecto a la naturaleza subjetiva de la realidad. Y digo “decía” no porque esté muerta sino porque hace mucho tiempo que no la escucho hacer ese comentario. Tal vez abrió un libro de Coelho y vió con horror que el pseudoescritor le había robado la frase y desde entonces prefirio regalársela antes que sentir que compartía una opinión con el susodicho.

Pero el significado de esta fracesilla es simplemente que salvo contadas excepciones todo en la vida tiene más de una interpretación, y en ese sentido uno puede discutir cualquier cosa eligiendo la posición que le parezca conveniente, porque al menos en un layer de realidad tendrá la razón. Lo entretenido es que el resto de los participantes de un debate también tienen razón, porque su argumento reside en otro layer igualmente válido y a menudo sin intersección con el propio. Al final todos terminan una discusión sintiendo que su postura es válida y no hay mejor excusa para beber que llegar a acuerdo… o bien no hay mejor excusa para beber que olvidar las diferencias y concentrarse en lo importante. La cosa es beber.

Pero yo he decidido abrir este artículo sosteniendo eso, que nada es verdad ni es mentira, porque cuando almorcé con David Garza, ingeniero en campo de AMD -reunión que nos preparó Meta-Group, los RRPP de AMD en Chile- una de las cosas que le pregunté fué la posibilidad de que AMD creara un coprocesador matemático para potenciar su desempeño FPU. En ese momento el Sr. Garza me dijo que nada de eso era cierto y lo decía completamente convencido… por lo que pensé que efectivamente no era más que un rumor infundado, y eso que tanto Detonator como yo mismo habíamos escuchado sobre el coprocesador de fuentes distintas, cosa que pueden ver en esta noticia de DTNT sobre del FX64 y en esta otra que escribí yo sobre un concepto misterioso llamado AMD Accelerator Technology.

Al final Garza tenía razón, AMD no tiene en sus planes producir un coprocesador que potencie sus CPU… pero los rumores sí tenían razón: habrá un coprocesador para el Opteron que aproveche la liberación del estándar Hypertransport, sólo que no lo produce AMD. Todos tenían razón, nada es verdad ni es mentira.

Nadie sabe para quien trabaja

Tal como cuando AMD utilizó el socket 7 de intel como plataforma para sus K6-II, nadie te obliga a que tus CPU tengan un socket propio. Hay muchas razones que justifican la dificultad de intentar adaptarse a una plataforma ajena en vez de diseñar en limpio y optar por una plataforma propia, y aunque la complejidad de los diseños ulteriores de AMD, así como su cambio de actitud de “competidor chico” a “rival” hizo que AMD siguiera su propio camino, hay otros escenarios en los que un productor de CPU (o en este caso, coprocesadores) podría elegir usar el socket de otro fabricante para enchufar su producto, por obsceno que eso suene.

Actualmente, la industria de los servidores y supercomputadores cuenta con soluciones en las que se agrega un componente third-party al computador para agregarle funciones específicas. El ejemplo más típico se aplica a la industria petroquímica, en donde existen complejos coprocesadores programables PCI para desarrollar cálculos específicos con los cuales los mejores Xeon y Opteron se atragantan. Son soluciones carísimas de varias decenas de miles de dólares, pero también representan una inversión inteligente si consideramos que cada uno de estos coprocesadores FPGA (Field Programmable Grid Array), para la tarea específica que atienden, son mucho más eficiente que muchos servidores blade trabajando en conjunto, y en menos espacio.

Hoy nos enteramos de que un fabricante de coprocesadores llamado DRC, con base en Santa Clara, California, ha decidido apartarse del molde y en vez de ofrecer una solución PCI como la competencia, limitarse a fabricar únicamente el Coprocesador, y aprovechar la plataforma del Opteron para lo que en otros casos cumple todo un PCB prácticamente autónomo.

El coprocesador Overdrive de DRC se enchufa en un socket 940, de manera que si una empresa que requiera de esta clase de potencia específica tiene una placa Tyan Dual, puede enchufar un Opteron 865 en un socket, y un Overdrive DRC en el otro. La gracia, queridos amigos, es que a diferencia de lo que les pasa a los FPGA clásicos en el bus PCI, el overdrive se inserta en una posición privilegiada, pues tiene canales Hyperthransport exclusivos para la comunicación con el CPU, y además tiene acceso cuasi instantáneo a los bancos de memoria. En el fondo, hablamos de un procesador fabricado por un tercero y que cumple tareas específicas, potenciando la versatilidad de una plataforma Opteron hasta las nubes.

Peeero, no es tan sencillo

Para empezar, estamos hablando de una solución tremendamente específica… potentísima en lo que ha sido planeada para cumplir, pero nada más. Por si fuera poco, lo normal sería que una industria que deseara sacarle provecho a este producto tardara unos 6 meses en programar aplicaciones para delegar rutinas en el coprocesador… es software tremendamente específico que no se compra en la esquina.

Por otro lado, un coprocesador DRC debiera partir costando unos 4500 dolares, aunque el 2007, con un poco más de tiraje, el precio final podría bajar a 3000 dolares. Es harto pero si comparamos el precio con las soluciones FPGA clásicas no representa ni la tercera parte. Mal que mal, aprovechar el socket existente ahorra mucha circuitería.

Sin embargo, con todas las dificultades que un componente tan complejo conlleva, estamos hablando de una integración sin precedentes con la plataforma favorita del mercado de servidores, a un precio más que competitivo, con un aumento de consumo de 20W en la versión más ahorrativa, y con full aprovechamiento de un estándar como Hypertransport, que a diferencia de las soluciones anteriores, ahorra en buena parte las pérdidas de tiempo que se derivaban de traspasar instrucciones y datos al puente PCI.

En conclusión, he aquí una razón más para que Opteron siga ganando terreno, toda vez que los Xeones que veremos en Julio, basados en el núcleo Woodcrest, pueden ser más potentes que el Opteron, pero no cuentan con una plataforma tan expedita como lo permite el Hypertransport ni contarán con un complemento tan novedoso para industrias específicas.

Fuentes
DRC Coprocessors
The Register