El delicado equilibrio de Adam Smith

El delicado equilibrio de Adam Smith

por

La microeconomí­­a representa para mí­­ dos cosas. Primero, un delicado equilibrio que es altamente sensible a los detalles. Segundo, un curso a cuyo examen no llegué por andar carreteando.

Debido a lo primero, una buena noticia: todo indica que los precios de las memorias bajarán durante la primavera.

Memorias baratas?

Baratas mi trasero, amigos, lo que pasa es que llevamos demasiados meses con memorias a precio de oro, y ya nos estábamos acostumbrando. El fenómeno que debiéramos presenciar es más bien una vuelta a la normalidad en el sobrevalorado precio de los dimm.

Aunque su paulatina desaparición hará que las memorias PC133 no varí­­en mucho su precio -y en el mediano plazo, hasta se vendan carozzi- las DDR sí­­ debieran aterrizar, confirmando la tendendia de las últimas semanas.

Ping Pong

El analista Nam Hyung Kim, de iSuppli Corp, comentó que, a diferencia del pronóstico pesimista de mitad de año -pesimista para nosotros, quiero decir- el aumento de la demanda por computadores producto de la vuelta a clases, tí­­pico de esta época, no hará inflarse los precios.

Sucede que en Marzo muchos de los principales fabricantes de chips de memorias, como Samsung, Hynix, Micron e Infineon, tuvieron una reorientación productiva que los llevó, por ejemplo, a destinar instalaciones que anteriormente fabricaban ram, a fabricar memorias flash, que al parecer son más rentables.

La cosa es que esa barrabasada nos llevó a tener en Abril un peak en los precios de las memorias, y aunque es imposible establecer un paralelismo 1 a 1, igual es revelador el dato de que el chip (no el dimm completo sino solo el integrado) de memoria de 256 MB (en promedio) costaba 6.3 dolares (esto a nivel de ensambladores, no esperen ver memoria a 6.3 dolares), mientras que durante los meses siguientes ha venido estabilizándose en torno a los 4.5 dolarillos.

En previsión al aumento de la demanda por vuelta a clases, los fabricantes aumentaron sus volúmenes de producción, y por lo tanto de despacho, en una movida que a lo mejor no los favoreció como cartel, pero al menos les permitió no quedarse atrás en su competencia interna, y de todos modos nos favoreció a nosotros. Al haber anticipado el aumento de los despachos, el aumento de la demanda se encuentra con un precio de las memorias en baja, lo cual impedirá que volvamos a presenciar un aumento como el de Abril.

El delicado equilibrio entre la oferta y la demanda genera fenómenos como este, en que la desición de un aumento de volúmen pudo haber sido un tremendo negocio si se hubiese tomado en dos semanas más, vendiendo mucho y bien caro. Ahora, porqué no lo hicieron? Probablemente porque cada uno pensó que su competidor iba a aumentar el volumen antes que él, y no podí­­a permitirlo.

Fuente: Xbit Labs