En busca de la tablet perfecta

¿Sería posible crear colaborativamente la mejor tablet existente?

La empresa taiwanesa Hannspree ha puesto en marcha una campaña de publicidad en Facebook en la que sus usuarios pueden participar en lo que ellos llaman “crear la tablet perfecta”. Para resumir, se trata de un concurso que pretende que la gente envíe diseños de tablets para conseguir lo que sus seguidores creen es el diseño “perfecto”.

Diseño, características y funciones. Todo vía Facebook. Para dejarlo más claro aun si puedo, se trata de una campaña de marketing, no hay nada más allí, aunque la verdad parece más una campaña para ahorrarse un estudio de mercado simplemente preguntando en Facebook. Quizá hay una pregunta más en el fondo que no puedo sacar de mi mente: ¿Existe la tablet perfecta?

El santo grial, los unicornios, la tablet perfecta

Diez pulgadas. 64 GB de memoria interna. Pantalla con la más alta resolución posible y densidad de píxeles que se pueda. Buen diseño y tacto. Oh, no se me puede olvidar, que cueste poco. ¿Es esto lo que se busca en una tablet?

¿Por qué deberíamos prestar tanta atención a una tablet? Bueno, es un mercado que ha explotado. No está a punto de explotar, ya lo ha hecho. Existen muchas tablets que pretenden darte todo lo que necesitas para gestionar tu vida online con una serie de especificaciones y calidades muy diferentes. Puedes conseguir tablets desde precios que no superan lo que cuesta un móvil muy barato, hasta las mejores tablets capaces de costar lo que hoy en día cuesta un electrodoméstico cuyo único trabajo es enfriar o lavar.

No podemos predecir que el mercado de tablets pueda durar para siempre, o que simplemente sea lo que podríamos llamar como una alternativa al PC. No podemos, no tenemos datos del futuro. Tan solo recuerda a los netbooks y comprenderás como cualquier previsión de lo que el futuro parecerá puede ser completamente errónea.

Pero tomemos datos actuales reales. Apple, como empresa que más tablets está vendiendo ahora mismo en un mercado que está dominando, vendió en el último trimestre  7,7 millones de tablets más que el año anterior, es decir, vendió 19,5 millones de tablets a nivel mundial. Es una cifra muy alta de adopción de un dispositivo que está revolucionando el mercado de aplicaciones, negocios y empresas. El mercado de tablets está explotando, no lo dudes, ya no como mercado, si no como importancia en nuestro día a día. La necesidad de que las aplicaciones sean más sencillas para poder usarla en una pantalla táctil, que sean ligeras y te den una larga duración de batería, ofreciendo características importantísimas como la videoconferencia, hace que mucha gente se piense comprar una tablet antes que un PC de sobremesa o portátil. Cuando le das a la gente la posibilidad de tener algo más simple en sus manos, simplemente lo toman.

Por eso existen tantos modelos de tablets que puedes comprar. No se trata tanto de competencia en todos los ámbitos posibles, si no de dar la posibilidad de elegir que quieres elegir.

Si hay algo que marcas como Samsung, Google o BlackBerry (entre otras) lograron ver, es que una tablet de diez pulgadas puede ser buena para consumir contenido, es decir, para ver páginas web, para tus redes sociales, ver películas o series, incluso para crear contenido como escribir o editar imágenes o vídeos. Pero con estos tamaños se perdía movilidad. Se lanzaron tablets de siete pulgadas y resultó que gustaron. Amazon vende su Kindle de siete pulgadas. Google tiene Nexus 7. Samsung tiene, bueno, hace tiempo que pedí la cuenta del número de tamaños de pantalla que tiene Samsung, pero Galaxy Tab 2 de siete pulgadas y Galaxy Tab 8.0 es lo que están ofreciendo ahora mismo.

Apple reaccionó y lanzó iPad Mini de siete pulgadas pero sacrificando algo que cambia por completo el cómo miras una pantalla, su tecnología de pantalla Retina.

Tenemos una gama de tamaños, una gama de capacidades, de diseños, de conectividades y hasta tenemos una gama de tecnologías de pantallas con más o menos densidad de píxeles.

Diseño por comité

El diseño por comité es un término acuñado para identificar que algo diseñado por diferentes personas y diferentes departamentos, no funcionará porque simplemente no se puede diseñar algo que guste a todos. Es un término muy usado en el mundo del diseño gráfico, pero en general, puedes extrapolar este término a muchos eventos de tu vida. ¿Esa vez cuando todos tus amigos os juntasteis para regalar algo y como no os poníais de acuerdo acabasteis regalando una porquería? Sí, “diseño por comité”.

En el mundo de la tecnología este término se puede extrapolar a lo más alto posible, es decir, nosotros como usuarios nunca deberíamos estar involucrados en la creación de un dispositivo.

Cuando Motorola ideó el primer teléfono móvil la realidad es que se adelantaron a su tiempo, tan solo unos pocos eran capaces de comprar unos equipos carísimos para tan solo hacer una llamada de teléfono. ¿Para qué cuando tenías cabinas de teléfono por toda la ciudad? Pero la realidad es que se crean necesidades que nunca antes creías tener, ya sea por una muy buena campaña de marketing  o porque un servicio es verdaderamente interesante.

Cuando se piensa en un dispositivo, como una tablet que es lo que nos atañe hoy, un fabricante debe hacer muchas elecciones. ¿Por qué usar plástico en vez de aluminio o una goma que no resbale en las manos en la parte trasera? ¿Por qué elegir una pantalla que aunque no tiene el mejor ángulo de visión o mejor brillo, tiene la mejor resolución existente? Me gustaría creer que todas las decisiones para crear un producto se hacen para crear el mejor dispositivo posible, aunque no es verdad porque al final muchos simplemente intentan centrarse en crear un producto bajo un presupuesto muy ajustado, pero esto es parte de tener un ecosistema completo donde puedas elegir, si tus necesidades son básicas una tablet barata puede ser de utilidad, si tus necesidades de verdad son de un entusiasta y se va a convertir en un dispositivo que vas a usar durante todo el día, más vale invertir en una buena tablet que sea resistente y tenga buen software.

Una persona, una tablet diferente. Una persona, una necesidad diferente.

El software lo sigue siendo todo

Uno de los problemas que más vemos en el mundo de las tablets, sobre todo si nos centramos en el mercado de tablets con Android como sistema operativo, es que el hardware, sus características técnicas, no distan mucho unas de otras. Puedes tener una tablet de diez pulgadas con 32 GB de almacenamiento y conectividad Wi-Fi o Wi-Fi + 3G/4G con un mínimo de una docena de marcas.

Si hay algo en lo que se parecen aparte de sus características es que usan Android, pero cada una se ve obligada a invertir en cambiar la interfaz, o quizá con una serie de nuevas aplicaciones. Ahí está lo que de verdad puede hacer que compres o no una tablet, los servicios y software.

Apple jamás hubiese llegado a vender tantos millones de iPad si no fuese porque iOS es un sistema operativo robusto con miles de aplicaciones disponible. Android ante su apertura se ve en un problema de encontrar software compatible con todas las versiones y dispositivos que hay ahí afuera. Pero los fabricantes, por lo menos los más importantes, intentan ofrecer algo más que una tablet bonita con el último procesador disponible.

Dos ejemplos son Xperia Tablet Z de Sony, que ofrece una cantidad de software compatible con sus otros dispositivos importante. También Samsung con su intefaz TouchWiz y algunas de las nuevas aplicaciones que están pensadas para usarse con su stylus. Estas marcas intentan ofrecer un servicio o función más que la de una simple tablet, siendo ya nuestro trabajo el decidir si es o no interesante para nuestras necesidades.

¿Cuál es la tablet perfecta?

Pregunta del millón, ¿cierto? Aunque no me cansaré de repetir aquello de “Una persona, una tablet diferente”, os propongo la posibilidad de crear una tablet perfecta.

Por ejemplo, para mi sería una unión entre el diseño de BlackBerry Playbook (me encanta el diseño simple y materiales), con una pantalla Retina de un iPad y con iOS integrado. Pero esto soy yo, ¿cuál sería tu mezcla perfecta?

powered byDisqus