¿Es posible cumplir la Agenda digital en España?

Redes, economía digital, investigación y desarrollo, formación de profesionales y más son parte de este plan.

El mes pasado en España se dio un paso importante para que los organismos del gobierno, en especial los Ministerios de Industria y de Hacienda, empezasen a empujar el nuevo plan digital para el país. En concreto el 15 de febrero se aprobó la Agenda Digital para España, un ambicioso proyecto para unos 10 años que se espera se cumpla menos de la mitad de lo aprobado para 2015.

No podemos negar que el actual Gobierno ha intentado hacer de este proyecto algo colaborativo, es bastante raro hoy en día que a un ciudadano le pregunten qué quiere ver en cualquier ley o en una agenda como la aprobada. Puesta en marcha la web de la Agenda Digital, cualquier persona podía acceder y enviar propuestas vía web, email o discutir en los foros temas importantes que deberían estar integrados. Eso si, con un filtrado final por los responsables de los ministerios antes citados.

Es un tema que se necesitaba tratar, la economía de un país no puede sostenerse más a base de un solo motor económico y en especial en España con una crisis económica que está transformando todo el país, ya no solo comercialmente, también en trabajos.

Las nuevas tecnologías se han expandido muy rápido por todo el país, cada vez es más fácil ver nuevas y pequeñas empresas que se dedican al desarrollo de software, aplicaciones, juegos, social media… El problema está en que este desarrollo de actividades no es igual al acceso a internet, que aunque es estable, su velocidad es bastante pobre comparada con otros países de la Unión Europea.

Pero empecemos por definir los puntos básicos:

  1. Fomentar el despliegue de redes ultrarápidas.
  2. Desarrollar la economía digital para empresas españolas.
  3. Mejora de la administración electrónica.
  4. Refuerzo de confianza en ámbito digital.
  5. Impulsar el I+D+i.
  6. Inclusión y alfabetización digital y formación de nuevos profesionales TIC.

Es normal que algunos de los puntos no los entiendas, el lenguaje de todos estos documentos oficiales siempre suele ser… “oficial”.

¿Qué es la Agenda Digital para España?

La propuesta es una serie de puntos, seis en total, para el apoyo a las redes,  empresas y alfabetización digital en España. El documento final incluye más propuestas, pero estas son seguramente las tres más importantes.

Es importante recalcar algo: no es una norma jurídica, se trata de un plan de ejecución que no está sujeto a fechas finales, tratándose más de un documento de lo que se intenta hacer para el 2015 y 2020.

¿Cuando veremos en funcionamiento estas promesas?

Los planes del gobierno actual se fijan para 2015, año de elecciones generales y que para entonces se espera que en su mayoría esté todo cubierto entre un 20% y un 50%, solo en algunos casos como la “Confianza en el ámbito digital” se espera que para 2015 llegue al 70% de lo planeado.

El resto de propuestas es simplemente imposible de cumplir antes de 2015, aunque si que se fija el año 2020 como año para que todo lo aprobado en la agenda esté instaurado.

El despliegue de redes ultrarápidas

Bajo el título “Fomentar el despliegue de redes y servicios para garantizar la conectividad digital” lo que esta agenda intenta decirnos es que se quiere expandir el acceso a internet vía fibra óptica y redes inalámbricas ultrarápidas como el LTE. Evidentemente no podemos asegurarlo porque el documento no indica que tecnologías, sólo indica que se espera tener una cobertura de más de 30Mbps para toda la población y que por lo menos la mitad tenga acceso a 100Mbps. Además de hacer más fácil su implementación y aliviar todo el papeleo y permisos necesarios.

El problema es que estas conexiones ahora mismo no se pueden dar con el cableado de cobre que existe y por el que funcionan las redes ADSL. Si que existen proyectos que han hecho que la conexión de internet vía cobre sean más rápidas, pero para la expansión de nuevas tecnologías no tiene sentido seguir usando una infraestructura instalada hace décadas.

¿Es 2020 una fecha razonable para tener conexiones de 100Mbps? Si miramos el mercado no parece una locura.

Operadoras como Movistar llevan un par de años con una inversión en fibra óptica, inicialmente en grandes ciudades pero que prometen expandir por el resto de poblaciones. Otras como Orange y Vodafone se rumorea que firmarán un acuerdo para compartir sus redes, por lo menos en las redes instaladas en los edificios más que en la fibra instalada por las calles.

Pero el verdadero problema, el que siempre se repite es el acceso a internet en zonas pequeñas o rurales, ¿por qué siempre se nos olvidan? Son zonas olvidadas porque su acceso es difícil y la instalación de redes es costosa. Pero como hemos comprobado en otros países como en Reino Unido con proyectos como B4RN, no es imposible.

¿Y el LTE? ¿Para cuándo? Esto es algo que no se ponen de acuerdo ni las operadoras, ni los reguladores.

La operadora Yoigo durante el pasado Mobile Wolrd Congress comentó que para finales de 2013 les gustaría poder disponer de la primera oferta de conexión para redes LTE, pero se enfrentan a muchos problemas. El más fuerte es que no se ha fijado una fecha por parte del gobierno para liberar el espectro necesario. Pero aunque es uno de los mayores problemas, le tenemos que sumar cosas como la actualización de las torres, incorporar terminales LTE compatibles pero sin saber que bandas se van a usar, no se puede saber siquiera si terminales actuales compatibles con redes LTE como el iPhone 5 se podrán usar.

Por desgracia no podemos fiarnos ni a nivel Europeo, ya que el presupuesto que estaba planteado en el plan para conectar zonas rurales a internet de alta velocidad se ha reducido en un 90%, haciendo prácticamente imposible su implementación. Eso si, hay nuevas tecnologías en desarrollo que podrían mejorar el acceso, aunque no a un corto plazo, como el nuevo proyecto OMEGA.

Investigación, desarrollo, innovación… ¿en España?

Esta es la parte que seguramente más dolerá en esta agenda, la que habla sobre el impulso del I+D+i (Investigación, desarrollo e innovación) ya que se basa en un punto: fomentar la inversión pública y privada.

Si tenemos en cuenta los millones de euros en recortes que se ha hecho en la ciencia en universidades y en empresas de investigación, suena un poco irrisorio pensar que exista más dinero para las tecnologías de la información.

Alfabetización digital

El último punto de la Agenda Digital de España es la alfabetización digital, el dar la oportunidad de entender las nuevas tecnologías a una generación que se quedó en la programación del vídeo VHS.

Directamente del documento oficial, lo explican así:

Una sociedad digital avanzada requiere que la mayoría de su ciudadanía acceda de forma habitual a Internet y se beneficie de las oportunidades que esta brinda. Por ello la Unión Europea ha planteado el ambicioso objetivo de conseguir que, en 2015, al menos el 75% de la ciudadanía y el 60% de personas en colectivos desfavorecidos accedan con regularidad a Internet, así como que se reduzca por debajo del 15% el porcentaje de población que nunca la haya usado.

No se puede hablar de alfabetización digital sin acceso a internet ni viceversa. Pero en este caso creo que hay un factor que va a ayudar mucho a que este plan se cumpla para 2020, y es que son los móviles los que se están convirtiendo en muchos casos en uno de los primeros dispositivos donde la gente se conecta a internet, por ser aparatos que están siempre con nosotros y que se pueden conseguir por precios bastante baratos.

La expansión de las tablets y de los smartphones con precios bajos que estamos teniendo es la oportunidad perfecta para conseguir esta alfabetización. Podemos dejar atrás los días en los que para poder enseñar a una persona usar internet primero necesitabas enseñar reglas báscias como el escribir en un teclado o cómo moverse con un ratón por la pantalla o como funciona un sistema operativo. Tan solo pulsando un botón y haciendo una búsqueda o usando una aplicación podemos tener un uso más sencillo de internet, especialmente importante cuando hablamos de personas que a diferencia de muchos de nosotros, nos hemos críado con la tecnología.

La realidad de la Agenda Digital

Me encantaría creer que estos puntos que se plantean son los necesarios para tener un país capaz de competir en un sector que no solo está creciendo, si no que está explotando y abarcando muchos de los aspectos cotidianos de nuestra vida.

Pero nos dejamos grandes problema en el tintero, como por ejemplo el acceso a un primer ordenador o probablemente a una Tablet. ¿Debe dejarse este trabajo a las operadoras bajo un contrato de permanencia? ¿Por qué no enfocarnos en mejorar las clases de informática y programación en colegios, institutos y universidades?

Es imposible abarcar todos los aspectos de las nuevas tecnologías, no se puede forzar a la gente a aprender si no hay alguien que enseñe las maravillas que internet nos ofrece y no hay nada como mostrar herramientas que se amolden a cada uno.

powered byDisqus