Columna: El talento es un recurso ilimitado

El talento puede ser un recurso mucho más rentable que los recursos naturales (petróleo, cobre, etc.).

Sobre el autor: Adriana Ursache (@adrianaursache) es fundadora de WorkSurfers y parte de Start-Up Chile

Las autoridades públicas deberían aceptar la importancia de las industrias creativas, ya que el talento puede ser un recurso mucho más rentable que los recursos naturales (petróleo, cobre, etc.)

¿Qué son las Industrias Creativas?

Ha habido mucho debate con respecto a la definición apropiada de industrias creativas. La definición mejor aceptada es la dada por el Departamento de Cultura, Medios de Comunicación y Deportes (DCMS por sus siglas en inglés) del gobierno de Gran Bretaña, quien describe las industrias creativas como “aquellas industrias que tienen sus orígenes en la creatividad, habilidades y talento individuales de personas, y que tienen potencial para prosperar y crear trabajos a través de la generación y explotación de la propiedad intelectual”  la definición dada también clasifica a las industrias creativas en 12 sub sectores:

  • Publicidad;
  • Arquitectura;
  • Artes y Mercado de Antigüedades;
  • Artesanías;
  • Diseño;
  • Diseño de Modas
  • Largometrajes, Video y Fotografía;
  • Software, Juegos de Computador y Publicidad Electrónica;
  • Música y Artes Escénicas;
  • Publicaciones;
  • Televisión;
  • Radio.

Aunque la lista de campos es debatible, dependiendo de varios puntos de vista, y algunas veces incluyendo disciplinas en otros campos (como la invención y la innovación), el criterio mas esencial para considerar una actividad parte de las industrias creativas es generar valor económico a través de la creación y la explotación de la propiedad intelectual.

El impacto no está limitado por el valor económico, pero este es una de las formas más fáciles de medir y el que ofrece mayor incentivo para que el sector crezca. Las industrias creativas producen valores culturales y sociales, generando ingresos públicos a través del pago de impuestos, creación de trabajos y la reducción del desempleo, mejorando los niveles de vida y junto con esto ayudando al desarrollo a nivel nacional. La creatividad puede verse en el trabajo del sector público (las instituciones culturales y educacionales fundadas completa o parcialmente por las autoridades nacionales), como también en el del sector privado (las compañías y las fundaciones sin fines de lucro creadas de inversiones de privados).

Hechos y Cifras

La importancia de las industrias creativas está respaldada por datos obtenidos de varias economías alrededor del mundo. Son representadas por compañías altamente innovadoras con gran potencial económico, este es uno de los sectores mas dinámicos, contribuyendo aproximadamente un 7,3% del Producto Interno Bruto mundial, creciendo un 10% anual.

Tabla: Contribución de las industrias creativas al PIB y al empleo (Fuente: Creative Industries Association).

País

CONTRIBUCIÓN AL PIB (2010)

CONTRIBUCIÓN AL EMPLEO (2010)

Tailandia

10%

2.4%

Singapur

3.2%

4.3%

Unión Europea

3.1%

8%

Chile

3%

6%

China

2.5%

9%

Brasil

2.5%

1.75%

En el Reino Unido, el líder cultural a nivel mundial, las cuentas de las industrias creativas corresponden al 6% del PIB, dándole empleo a 2,3 millones de personas. Pero lo que es digno de notar es su crecimiento anual. Durante el periodo 1997-2007, la producción de las industrias creativas creció un 5% anual, comparado al 3% del resto de la economía en Gran Bretaña; el empleo en las industrias creativas crecieron dos veces más rápido (2% anual) que el resto de la economía (1% anual).

En China, las industrias creativas corresponden al 2,5% del PIB y crecieron 17% desde el 2005 al 2006.

Las industrias creativas en Singapur alcanzan el 3,2% del PIB nacional, y poseen un crecimiento estimado del 8%.

En Brasil, estudios recientes muestran que las industrias creativas corresponden solo al 2,5% del PIB, aunque por otro lado el segmento ha crecido en un 500% en los últimos diez años.

¿Cómo pueden convertirse las industrias creativas en una bala de plata estratégica para Chile en los próximos 10 años?

Hoy en día, Chile solo está empezando a comprender la importancia económica de las industrias creativas. Hay 30.000 empresas creativas, dándole trabajo al 6% de la fuerza laboral Chilena, y contribuyendo al 3% del PIB. Pero su presencia en la agenda publica aun es limitada, y solo animado por un puñado de iniciativas recientes—Santiago Creativo, Nodo de Industrias Creativas (Valdivia) o conferencias tales como Cultura y Economía. Programas de pequeña escala, que reciben pocos recursos, pero que sin embargo pueden tener un tremendo impacto incluso luchando para obtener la atención pública (el más famoso de estos programas es StartUp Chile que apoya el desarrollo de empresas tecnológicas innovadoras y su objetivo es transformar a Chile en el centro más innovador de América Latina.

Es útil comprender que la explotación de los recursos naturales tiene sus limitaciones y expone a la economía local a fuerzas externas. Por otro lado confiar en el talento humano y explotarlo a su máximo potencial (sobre todo en un continente donde las barreras idiomáticas y culturales son mucho más bajos que en Europa o Asia), no depende de las organizaciones profesionales, sindicatos o grupos de presión política.

En todas partes del mundo donde las industrias creativas han demostrado su eficacia, ha ocurrido  porque  se ha establecido un puente entre los creativos y los que pueden aprovechar su talento. Tenemos que apreciar y fomentar todas las iniciativas e interacciones posibles entre las empresas creativas, universidades, autoridades públicas y el tercer sector. El desarrollo de un lenguaje común y el entendimiento entre ambos es el primer paso en el reconocimiento de la importancia de las industrias creativas. Las políticas sectoriales, la asignación de dinero del gobierno o la creación de una agenda estratégica a largo plazo vienen de forma natural después de establecer un terreno común.

powered byDisqus