México: Investigadores del IPN trabajan en pilas recargables a base de níquel

El objetivo del grupo de expertos es aumentar el uso de este tipo de pilas y disminuir la contaminación del subsuelo por un mal manejo de estos desechos.

La contaminación del subsuelo generada por desechar pilas de forma inadecuada es uno de los principales problemas que afronta México año tras año, razón por la cual el gobierno ha implementado una serie de acciones que comprenden ubicar contenedores especiales y organizar programas de reciclaje. Sin embargo, ante la falta de convocatoria que han tenido estas acciones oficiales, nuevas formas de abordar el contratiempo surgen de los diferentes sectores de investigación en el país, y esta vez es el Instituto Politécnico Nacional (IPN) quien ha levantado la mano para darle solución al problema.

Un puñado de expertos de la Escuela Superior de Ingeniería Química e Industrias Extractivas (ESIQIE) del IPN, han comenzado a elaborar prototipos de pilas recargables con base a aleaciones bimetálicas y multimetálicas con la ayuda del níquel, las cuales son sometidas al mismo proceso de elaboración que una batería convencional, pero aplicando materiales diferentes. Con esto se dota a las baterías con ciclos de carga y descarga más eficientes, disminuyendo a su paso el consumo de baterías no recargables.

“Hoy en día las pilas están presentes en todos los aspectos de nuestra vida: teléfonos celulares, reproductores de audio-video, cámaras fotográficas, computadoras y radios, entre otros. Sin embargo, cuando los ciclos de carga terminan, es decir, cuando la pila se descarga, el dispositivo es desechado provocando contaminación”, indicó Arturo Manzo Robledo, investigador de la institución y responsable del proyecto.

"En el electrodo positivo de pilas a base de hidruros metálicos, la reducción de especies químicas se lleva a cabo durante la descarga, proceso en el que también tiene lugar la oxidación del hidruro metálico en el electrodo negativo, lo que implica una pérdida de protones que se dirigen al electrodo positivo".

Y es que la fabricación de pilas recargables en el territorio es una práctica casi inexistente, exportando la mayoría de estos insumos desde otras partes del mundo donde se han encontrado alternativas de catalizadores que incrementen su desempeño con más eficiencia, pero a un menor precio.

Es por ello que para Arturo Manzo promover este tipo de investigaciones dentro del territorio se convierte en algo indispensable , y proyectos como este, enfocado a los hidruros metálicos, es un buen punto de partida para hacerlo.

Link: Producen en el IPN prototipos de pilas recargables con base en níquel (Diario La Jornada)

powered byDisqus