SpaceX probará el "saltamontes", un cohete que despega y aterriza de forma vertical

El "Grasshopper" es un cohete reutilizable que será probado durante tres años en Texas.

La empresa espacial SpaceX, que participa en el programa estadounidense para crear naves espaciales privadas, obtuvo permiso para probar su nuevo cohete "Grasshopper" (Saltamontes), que puede despegar y aterrizar de forma vertical.

El Grasshopper consiste de un tanque de combustible de etapa 1 de un cohete Falcon 9, un motor Merlin-1D, cuatro patas de acero para el aterrizaje, y una estructura de soporte de acero. La nave utilizará un combustible refinado de kerosene con oxígeno líquido para lograr 55.000 kilos de impulso. La nave medirá 32 metros de altura (sólo el tanque de combustible mide 25 metros).

Las pruebas, que se extenderán por un periodo de tres años, comenzarán haciendo que el Grasshopper se eleve 73 metros y luego aterrice, en 45 segundos de vuelo. La segunda prueba sería hacerlo subir 204 metros, de nuevo en 45 segundos.

Si esas dos salen bien, las siguientes pruebas irían aumentando en altitud, a 365 metros, 760 metros, 1.500 metros, 2.200 metros y finalmente 3.500 metros, con un tiempo máximo de 160 segundos.

SpaceX planea construir una plataforma de lanzamiento que también funcionará como plataforma de aterrizaje, que será instalada junto con otras infraestructuras de apoyo en la sede que la empresa tiene en McGregor, Texas. El Grasshopper no es el único cohete reutilizable que se está probando ahora. La NASA ha hecho pruebas de un cohete llamado Morbeus, desarrollado por Armadillo Aerospace, en Houston.

Cohetes reutilizables de este tipo tienen una gran cantidad de posibles aplicaciones, desde viajes suborbitales comerciales a usos en estaciones en la luna o en Marte en el futuro.

Link: SpaceX Grasshopper to be latest rocket to fly in the skies of texas (Yahoo! News)

powered byDisqus